Augusto Álvarez Rodrich.

Augusto Álvarez Rodrich.

Claro y directo

Más del columnista

Augusto Álvarez Rodrich.

Cuarentenas a la vuelta de la esquina26 Ene 2021 | 8:45 h

Augusto Álvarez Rodrich.

La nueva cepa del chavismo y el castrismo25 Ene 2021 | 9:01 h

Augusto Álvarez Rodrich.

El manicomio lincha a su loco de turno24 Ene 2021 | 2:50 h

Augusto Álvarez Rodrich.

Kekito de Lama, Sagasti y el cupgate23 Ene 2021 | 5:21 h

Gente ante el juicio de la histeria

Autoridades y políticos que buscan ridículo en la historia.

Es lugar común de políticos pedir que la historia los juzgue para esquivar el presente incómodo con la esperanza de que el futuro sea más indulgente, aunque algunos del momento actual del país actúan como pidiendo que sea la histeria la que los procese.

Pedro Olaechea señaló que “la historia” juzgará su papel en la disolución del congreso; Martín Vizcarra dijo, a los cien días de su cuarentena, que “la historia juzgará las decisiones que tomamos”; y Alberto Fujimori celebró sus ochenta años pidiendo “que la historia juzgue mis aciertos y mis errores”.

Aunque más contundente que pedir el juicio de la historia siempre sea asegurar el veredicto, como Fidel Castro con su recordado “la historia me absolverá” en su alegato en el juicio por el asalto al cuartel de Moncada en 1953.

Volviendo al Perú de hoy, hay historias que se condenan solas, en la histeria del acontecer. Como Vizcarra con su oportunista y demagógica defensa de la ivermectina, inaudita en un expresidente, pero entendible, aunque penosa, en un candidato: “Puede que no tenga constatación científica, rigurosa, médica, de laboratorio, pero funciona. A ver, pregúntenles a los que han tenido el virus y fueron tratados oportunamente con ivermectina, inmediatamente los síntomas disminuyeron”.

Pero peor es que el vicedecano del colegio médico del Perú, el respetable doctor Ciro Maguiña, también la recomiende y lo deba corregir el decano.

En otro ámbito, es medio patético el show-off de Daniel Olivares con la marihuana, pero peor queda el presidente de la comisión de ética del congreso, don Mariano Yupanqui, al citarlo a tan poco respetado foro por ese motivo.

Tan ridículo como los jueces superiores de la Sala Penal de Chincha y Pisco con su resolución que afirma que el Covid-19 fue creado por Bill Gates, George Soros y Rockefeller, “élites criminales” del “nuevo orden mundial”. ¡Vamos pa’ Chincha, familia!

Y para cerrar esta rápida selección chocarrera, van los comentarios de algunas feministas radicales sobre un caso penoso de salud mental que amenazó a una joven actriz en un edificio, como si fuese algo que reclama ‘nuevas masculinidades ya’. Ay, las chicas de la matraca, que confunden su causa valiosa con errores absurdos.

Newsletter Augusto Álvarez Rodrich en LR

Suscríbete aquí al boletín de Augusto Álvarez Rodrich en La República y recibe en tu correo electrónico, todos los viernes, las ediciones de su programa “Claro y directo” y su columna diaria.