C19 agravará desigualdad de género

Impacto laboral en mujeres será peor que en hombres.

Augusto Álvarez Rodrich.
23 May 2020 | 5:45 h

La desigualdad de género en el plano laboral que perjudica a las mujeres se agravará como consecuencia de la covid-19. Esa es la conclusión de un estupendo reporte preparado hace unos días por Camila Ghezzi –analista del SAE de Apoyo Consultoría– y Andrea de la Piedra, CEO y cofundadora de Aequales, una empresa que provee herramientas para el cierre de brechas de género en el ámbito laboral.

Ambas concluyen que el efecto devastador de la crisis económica sobre el empleo –en despidos y reducción de sueldos– será mayor en las mujeres, principalmente por tres razones.

Primero, porque los sectores más golpeados tienen una elevada participación laboral de mujeres, como turismo, restaurantes, retail y comercio. En los dos primeros, por ejemplo, el 75% de la mano de obra son mujeres.

Segundo, por la desigualdad en la distribución de las tareas domésticas y del cuidado de familiares como niños o adultos mayores. Las mujeres ya dedicaban, antes de la cuarentena, según Ipsos, casi el triple de horas que los hombres al trabajo doméstico no remunerado, lo cual afecta su capacidad de competir en el mercado laboral, pero el cierre de escuelas y centros de cuidado exacerbarán esta situación.

Tercero, la normalización lenta y engorrosa de las actividades productivas en los próximos meses haría el reingreso de las mujeres al mercado laboral formal más lento que el de los hombres, además de que los sectores que se reinician en la fase 1 son poco intensivos en la contratación de mujeres, como minería, industria o construcción. Durante la primera fase de reapertura solo 8% de las mujeres podrían retornar a su trabajo formal frente a 19% de hombres, lo cual elevará la informalidad laboral femenina y la brecha salarial frente a los hombres.

¿Qué se puede y debe hacer? 1. Revisar las políticas de evaluación e indicadores de desempeño. 2. Reevaluar los canales de comunicación y la efectividad de cada uno. 3. Tomar medidas de flexibilidad laboral; considerar las responsabilidades laborales de los padres y madres para establecer horarios flexibles y diferenciados. 4. Establecer metas, recoger data y analizar las acciones en temas de género y diversidad de la empresa.

Video Recomendado

Lazy loaded component