Pérdidas en industria de bodas y eventos sociales ascienden a casi S/2.000 millones

Especialista sostiene que, lamentablemente, este rubro ha sido olvidado.

CAPEV pide fortalecer los programas de capacitación a los empresarios eventistas. Foto: Adde Eventos
CAPEV pide fortalecer los programas de capacitación a los empresarios eventistas. Foto: Adde Eventos
La República

Tras la llegada de la COVID-19 en nuestro país, muchos sectores se vieron afectados por este gran acontecimiento, sobre todo la industria de bodas y eventos sociales (no masivos, ni deportivos).

Según Proeventos, la pandemia ha generado catastróficas pérdidas en el rubro, las mismas que ascienden a casi S/2.000 millones, desde marzo del 2020 a la fecha en que prácticamente han dejado de existir para el Estado.

Lynda Lamadrid, miembro del Comité Interinstitucional de la Cámara de Profesionales de Eventos (CAPEV), sostiene que la mesa nacional de emergencia que trabaja para la reactivación de esta industria son más de 220.000 empresarios eventistas.

“Así como se han autorizado los conciertos, también se ha dado luz verde a los eventos denominados profesionales y empresariales que no son otra cosa que los eventos corporativos que casi tienen las mismas características que los nuestros. Lamentablemente, nosotros somos los grandes olvidados”, sostiene.

CAPEV solicita al Estado realizar y fortalecer los programas de capacitación a los empresarios eventistas y a sus trabajadores para brindar conocimientos y asesorías sobre la adaptación de sus infraestructuras

Lo más visto de Notas de Prensa

Webinar sobre proyecto Majes Siguas se realizó con éxito