Mundo

Maduro ante amenazas de más sanciones de EE. UU. a Venezuela: “Se pierden en el fondo del mar del desprecio”

Estados Unidos advirtió que su paciencia “no es infinita” y amenazó con intensificar las sanciones si no reanuda las negociaciones con la oposición venezolana, suspendidas desde octubre de 2021.

Nicolás Maduro vuelve a arremeter contra las autoridades de Estados Unidos. Foto: AFP
Nicolás Maduro vuelve a arremeter contra las autoridades de Estados Unidos. Foto: AFP
Mundo LR

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, afirmó el último jueves que la amenaza de Estados Unidos de intensificar las sanciones si no se reanudan las negociaciones con la oposición, suspendidas desde octubre pasado, se pierde “en el fondo del mar del desprecio”.

“Pegarán gritos de amenazas, el imperio estadounidense, pero deben saber que sus amenazas se pierden en el fondo del mar del desprecio y del olvido y su arrogancia queda como una triste fábula de lo que ellos fueron y no serán nunca más, un imperio único”, manifestó el mandatario desde la “Expoferia” científica junto a empresarios iraníes, en Caracas.

Maduro aseguró que se acabó el tiempo de los “imperios dominantes” y ha llegado el momento de los pueblos, de la paz, la cooperación y el “derecho a existir y desarrollarse”.

Estados Unidos advirtió el jueves al Gobierno de Venezuela que su paciencia no es “infinita” y amenazó con intensificar las sanciones si no regresan las negociaciones con la oposición en Ciudad de México, suspendidas desde octubre de 2021, tras la extradición del empresario colombiano Álex Saab a territorio estadounidense, señalado como presunto testaferro de Maduro.

“Nicolás Maduro comete un error grave si piensa que nuestra paciencia es infinita y que las tácticas dilatorias le van a servir. Estamos preparados para responder con sanciones y medidas exhaustivas”, expresó ante el comité de Relaciones Exteriores del Senado el subsecretario del Departamento de Estado para América Latina, Brian Nichols.

Nichols prometió que si no hay avances, su Gobierno seguirá trabajando en coordinación con sus socios “para garantizar que el régimen no tenga acceso a los activos que están congelados” y promoverá “investigaciones” de varios organismos como la Corte Penal Internacional (CPI) sobre violaciones de los derechos humanos en Venezuela.