MUNDIAL QATAR 2022POLLA MUNDIALISTA
DINA BOLUARTE - ¿cuáles son las actividades de su primer día como presidenta?
EN VIVO - Pedro Castillo: últimas noticias sobre la audiencia de detención preliminar en su contra
Mundo

Posible victoria de Lula en Brasil: ¿por qué la izquierda sigue expandiéndose en Sudamérica?

El próximo domingo 2 de octubre, el gigante sudamericano será testigo de la decisión del pueblo en una de las elecciones presidenciales más polarizadas de América Latina.

Lula da Silva expresó: "Sudamérica entera quiere que Brasil gane para coordinar otra vez una institución multilateral como la Unasur (Unión de Naciones Suramericanas)". Foto: composición Fabrizio Oviedo/La República/AFP
Lula da Silva expresó: "Sudamérica entera quiere que Brasil gane para coordinar otra vez una institución multilateral como la Unasur (Unión de Naciones Suramericanas)". Foto: composición Fabrizio Oviedo/La República/AFP
Hans  Castillo

Las elecciones presidenciales del domingo 2 de octubre en Brasil definirán la futura relación de la nación con Latinoamérica y el resto del mundo. En esta oportunidad, se enfrentan dos candidatos claramente antagónicos: el ultraderechista Jair Bolsonaro y Luiz Inácio Lula da Silva, ícono inoxidable de la izquierda del gigante sudamericano.

Cabe mencionar que las diferencias entre el mandatario que aspira quedarse en el poder y el exgobernante que pretende volver al palacio de Planalto, sede del Gobierno brasileño, se reflejan en la política exterior de la nación, dirigida los últimos años por una agenda ultraconservadora.

Según las recientes encuestas, el sindicalista mantiene una cierta ventaja sobre su contrincante electoral. Lula da Silva lleva la delantera con una intención de voto en torno al 45% y Bolsonaro alcanza el 30%.

En diálogo con La República, el politólogo Alonso Cárdenas señaló que la ventaja de Lula en los sondeos se debe al buen recuerdo de sus mandatos, en los que hubo un crecimiento significativo y varios programas sociales.

“Otro factor es la mala gestión que tuvo el actual presidente Jair Bolsonaro frente a la pandemia. Brasil ha sido uno de los países más golpeados del mundo por el coronavirus y el presidente brasileño decía que era una ‘gripecita’”, explicó el especialista.

Bolsonaro, expresa el especialista, busca asegurar llegar a segunda vuelta porque ahora las encuestas no ponen a Lula tan lejos de ganar, incluso, en primera vuelta.

Si Jair Bolsonaro logra que la elección se defina en segunda vuelta, la polarización sería máxima. En un escenario de polarización extrema, el ultraderechista se podría mover mejor porque tiene bastante experiencia en ese tipo de situaciones”, esclareció.

La ultraderecha de Jair Bolsonaro y la 'izquierda rosa' de Luiz Inácio Lula da Silva se medirán en las elecciones en Brasil el próximo domingo 2 de octubre. Foto: AFP

¿Por qué los gobiernos de izquierda siguen avanzando en Sudamérica?

“Yo no consideraría a Pedro Castillo un presidente de izquierda, el partido que lo llevó, Perú libre, sí tiene un ideario marxista-leninista, pero que no cumple. Pero sí podríamos hablar de que Gustavo Petro, en Colombia; Alberto Fernández, en Argentina; Gabriel Boric, en Chile; Luis Arce, en Bolivia, son líderes de izquierda, además de Andrés Manuel López Obrador, en México”, alegó.

Para Cárdenas, si Lula da Silva llega a la Presidencia de Brasil, se constituiría un escenario inédito porque las principales economías de América Latina —Brasil, Colombia, Argentina, Chile y México— estarían en manos de un presidente de izquierda.

“Esto se debe a un hartazgo generalizado con el modelo ‘neoliberal’ que se ha implementado en varios países y la desigualdad campante”, sostuvo el politólogo.

También indicó que la población de la región busca una alternativa a este tipo de situaciones. “Estamos hablando de la desigualdad, de la inflación, la pobreza, un modelo económico que no responde a las necesidades de las mayorías y una creciente inseguridad. En este escenario de hartazgo con la clase política tradicional se está optando por estas alternativas que podríamos denominar progresistas”, argumentó.

¿Hay mejora política y social en los países gobernados por líderes de izquierda en Sudamérica?

De acuerdo al experto en politología, todavía es muy prematuro afirmar que hay un avance en el aspecto político y social en las naciones dirigidas por la izquierda porque Gabriel Boric y Gustavo Petro recién acaban de asumir el cargo.

En cambio, en Argentina se registra un deterioro. “Hay una continuidad en el desmoronamiento político institucional y económico del país, básicamente por los errores de Alberto Fernández y también por la enorme bomba de tiempo que significó la deuda que dejó Mauricio Macri de más 50.000 millones de dólares con el Fondo Monetario Internacional (FMI)”, resaltó.

“Y en México podríamos señalar que el presidente (López Obrador) tiene bastante nivel de aceptación, más del 60%, aunque su punto débil es el manejo de la seguridad. En el territorio mexicano, los homicidios, los carteles y el narcotráfico tienen cada vez más poder, y genera una constante la lucha contra la inseguridad ciudadana”, detalló Cárdenas.

¿Cómo afectaría las relaciones Perú-Brasil tras los resultados de las elecciones en Brasil?

“Irónicamente, Pedro Castillo y Jair Bolsonaro, por la reunión que tuvieron recientemente, mostraron bastante química, inclusive el mandatario brasileño se puso el sombrero de Castillo”, indicó el politólogo.

Según el experto, Castillo no cuenta con una ideología firme y cae en la “orfandad política”, ya que desaprovecha el contexto internacional que, si asumiría otras estrategias, le sería muy favorable.

“Como no tiene una solidez ideológica partidaria que se necesitaría para un determinado contexto, se están desaprovechando las oportunidades. Por ejemplo, la desaprovechó cuando le negaron el permiso para ir a las elecciones de Colombia”, detalló.

“Varios países latinoamericanos expresaron su solidaridad con el mandatario peruano, pero al no tener solidez ideológica desaprovechó esas oportunidades. Entonces probablemente lo mismo suceda si Lula da Silva asume el poder en Brasil”, concluyó.