LR DATA - Solo hay un resonador magnético operativo por cada 10.000 pacientes con cáncer
Mundo

Casi 100 posibles tumbas halladas en una escuela para indígenas en Canadá

Los hallazgos en estas antiguas “escuelas residenciales para indígenas” gestionadas por grupos religiosos han conmocionado a Canadá. “Saca a la superficie muchas emociones angustiantes”, reconoció el primer ministro.

Estos hechos han conmocionado a Canadá y generado incluso reacciones internacionales. Foto: referencial / Williams Lake Tribune
Estos hechos han conmocionado a Canadá y generado incluso reacciones internacionales. Foto: referencial / Williams Lake Tribune
Agencia AFP

Una comunidad indígena en Canadá ha identificado 93 “potenciales” tumbas en una antigua escuela residencial, meses después de que el hallazgo de los restos de cientos de niños en internados sacudiera el país.

La comunidad Nación Original William Lake dijo el martes que una investigación geofísica reveló “93 reflejos” con características “indicativas de posibles entierros humanos” en la antigua escuela residencial St. Joseph’s Mission en la Columbia Británica.

Los investigadores “analizaron aproximadamente 14 hectáreas de las 480 hectáreas del lugar”, situado a unos 300 kilómetros al norte de Kamloops, donde se hallaron unos 215 restos en mayo.

Desde mayo, más de 1.000 tumbas anónimas han sido encontradas cerca de las antiguas “escuelas residenciales para indígenas” gestionadas por grupos religiosos, lo que ha puesto luz a un oscuro capítulo de la historia de Canadá y a su política de asimilación forzada.

Miles de niños indígenas asistieron a la St. Joseph’s Mission entre 1886 y 1981, según la comunidad William Lake. A principios de enero, el Gobierno canadiense anunció la financiación con 1,9 millones de dólares canadienses (USD 1,5 millones) para investigar ese lugar

El primer ministro Justin Trudeau dijo que este posible hallazgo “saca a la superficie muchas emociones angustiantes”.

Hay numerosas investigaciones desplegadas en el país sobre las antiguas escuelas residenciales, donde se estima que desaparecieron entre 4.000 y 6.000 niños, según las autoridades. En total, unos 150.000 niños indígenas acudieron a estos centros en Canadá, separados de sus familias y entornos.