Comienza el juicio de electricista que amputaba genitales a hombres en su cocina en Alemania

El acusado admitió haber practicado esas castraciones en hombres a los que conoció en chats de internet. Además, se le responsabiliza de la muerte de una de esas personas

En Alemania se juzga a un hombre por ocho castraciones “consentidas” y un asesinato. Foto: referencial/Telefe
En Alemania se juzga a un hombre por ocho castraciones “consentidas” y un asesinato. Foto: referencial/Telefe
Agencia EFE

La Audiencia de Múnich en Alemania abrió este jueves 28 de octubre el juicio contra un electricista de 66 años, acusado de haber practicado ocho castraciones aparentemente consentidas, una de las cuales derivó en la muerte de uno de los hombres a los que se le practicó.

La Fiscalía imputa al procesado lesiones físicas en grado de gravedad en múltiples casos, así como un asesinato por omisión de socorro.

PUEDES VER: Enfermera es juzgada por múltiples muertes en un centro para personas con discapacidad

El acusado admitió tras la lectura de los cargos haber practicado esas castraciones en hombres a los que había conocido en chats de internet y que consentían esas intervenciones.

Rechazó, sin embargo, su responsabilidad en la muerte de una de esas personas, ocurrida unos días después de serle extirpados los genitales, en marzo de 2020.

Según su declaración, el electricista se introdujo en los canales sadomasoquistas de internet para ofrecer sus servicios y paliar sus necesidades económicas.

PUEDES VER: Diez años de cárcel para miembro del Estado Islámico que dejó morir a una niña

Con el tiempo extendió sus prácticas a la castración y conoció a una serie de hombres dispuestos a pagar para que se les extirparan los genitales.

Llegó a practicar una amputación parcial de pene, pero unos de sus clientes empeoró rápidamente tras la operación y murió unos días después.

PUEDES VER: Profesor usa PornHub para enseñar matemáticas y ahora gana más de 250.000 dólares

La acusación de asesinato por omisión de auxilio se fundamenta en que este hombre falleció estando aún al cuidado del procesado, que no trató de buscar atención sanitaria pese a no tener ninguna formación médica.

El cadáver de su víctima fue hallado tres semanas después, tras lo cual se abrieron investigaciones y se revelaron los casos anteriores de castración presuntamente consentida. La sentencia está prevista para finales de noviembre.