AHORA - Gobierno modificará horario de restricciones durante Navidad y Año Nuevo LO ÚLTIMO - Gobierno no abrirá fronteras ante presencia de variante ómicron en el mundo

Operación Osiris: Colombia promete desmantelar el Clan del Golfo tras captura de ‘Otoniel’

El ministro de Defensa detalló que hay “más de 500 hombres desplegados” a lo largo de todo el territorio colombiano para ejecutar el plan.

La recompensa en Colombia por información que llevara a encontrar al capo ascendía a 3.000 millones de pesos. Foto: AFP
La recompensa en Colombia por información que llevara a encontrar al capo ascendía a 3.000 millones de pesos. Foto: AFP
Agencia Sputnik News

El ministro de Defensa de Colombia, Diego Molano, afirmó que tras la captura del narcotraficante ‘Otoniel’, líder del Clan del Golfo, viene el desmantelamiento de este grupo criminal.

“Viene el desmantelamiento del Clan del Golfo”, dijo Molano en declaraciones públicas tras sobrevolar la zona del Nudo del Paramillo (noroeste), donde fue detenido el criminal más buscado del país, cuyo nombre real es Dairo Antonio Úsuga.

El funcionario agregó que la operación Osiris, en la que todas las Fuerzas Militares trabajaron conjuntamente para encontrarlo, continúa.

“Hay más de 500 hombres desplegados en la zona rural de San Pedro de Urabá y a nivel nacional siguen toda la operación Osiris, evitando sus planes de expansión”, añadió Molano.

PUEDES VER: “Una cama ortopédica”: enfermedad que ‘Otoniel’ sufría fue pieza clave en su captura

Igualmente, el director de la Policía de Colombia, general Jorge Luis Vargas, afirmó que la captura fue posible gracias a datos brindados por informantes.

“Muchísima gente del Clan del Golfo lo traicionó. Vamos a pagar una recompensa. Hay varias fuentes humanas y, a su vez, tuvimos apoyo de agencias internacionales que estuvieron permanentemente con nosotros”, reveló.

La recompensa en Colombia por información que llevara a encontrar al capo ascendía a 3.000 millones de pesos (casi 800.000 dólares), mientras que la ofrecida por Estados Unidos alcanzaba hasta cinco millones de dólares.

Las autoridades tienen en la mira ahora a ‘Chiquito Malo’ (Jobanis Ávila) y ‘Siopas’ (Wilmer Antonio Quiroz), posibles sucesores de ‘Otoniel’ dentro de la organización criminal surgida tras la desmovilización de grupos paramilitares de extrema derecha en 2006.