Tensión en el mar de Japón: un barco de guerra de Rusia por poco roza a otro de EE. UU.

Las dos naves de guerra estuvieron cerca de un incidente. Moscú acusó a la armada estadounidense de invasión, pero Washington desmintió dichas afirmaciones.

La Republica
La armada de Estados Unidos desmintió las afirmaciones rusas. Foto: referencial / AFP
Agencia AFP

Dos buques de guerra ruso y estadounidense estuvieron cerca de un incidente en el mar de Japón el viernes 15 de octubre, cuando Rusia acusó a la armada de Estados Unidos de acercarse demasiado a sus aguas territoriales, lo que Washington negó.

Alrededor de las 5.00 p. m. (8.00 a. m. GMT), el destructor estadounidense USS Chafee, que había estado operando en el mar de Japón durante varios días, “se acercó a las aguas territoriales de la Federación Rusa e intentó cruzar la frontera”, dijo en un comunicado el Ministerio de Defensa de Rusia.

“El buque antisubmarinos Admiral Tribouts, que se encontraba en la zona, emitió una advertencia al buque extranjero sobre estos actos inadmisibles”, agregó.

PUEDES VER: Rusia se aproxima a las 1.000 muertes diarias por COVID-19

“El USS Chafee, convencido de la determinación de la tripulación rusa de evitar una violación de las fronteras nacionales, dio la vuelta a las 5.50 p. m., mientras se encontraba a menos de 60 metros” del Almirante Tribouts, aseguró el Ministerio de Defensa ruso.

La armada rusa también notificó al buque estadounidense que se encontraba en un área “cerrada a la navegación debido al fuego de artillería como parte de las maniobras del Mar Conjunto Ruso-Chino 2021″, agregó el comunicado.

La armada de Estados Unidos desmintió las afirmaciones rusas. El USS Chafee “estaba llevando a cabo operaciones de rutina en las aguas internacionales del mar de Japón”, dijo en un comunicado, donde calificó la interacción entre los dos barcos como “segura y profesional”.

Washington admitió que Rusia había notificado a los marinos estadounidenses sobre las maniobras en el área, pero enfatizó que estaban programadas “más tarde en el día”.

El USS Chafee “respetó las leyes y costumbres internacionales”, señaló. Enfatizó que Estados Unidos “continuará volando, navegando y operando donde lo permita la ley internacional”.

Los incidentes con la armada rusa son raros en el Pacífico. La región está dominada por China, que ve con malos ojos las patrullas regulares que realizan Estados Unidos y sus aliados en las aguas internacionales de la zona para hacer valer sus derechos a la libertad de navegación.