Correcaminos “bloqueado” por muro de EE. UU. y México es la mejor fotografía de aves del 2021

La fotografía ilustra la vulneración de los ecosistemas de especies que deben migrar para aparearse. “He visto a muchos animales llegar al muro antes de dar la vuelta y regresar”, dijo su autor.

El correcaminos es la especie de ave más famosa del suroeste de Norteamérica. Camina y corre sobre el suelo, solo alza vuelo cuando es necesario. Foto: Alejandro Prieto
El correcaminos es la especie de ave más famosa del suroeste de Norteamérica. Camina y corre sobre el suelo, solo alza vuelo cuando es necesario. Foto: Alejandro Prieto
Mundo LR

El prestigioso concurso internacional de fotografías de aves Bird Photographer of The Year (BPOTY) eligió como ganadora a la imagen donde se aprecia un correcaminos solitario “bloqueado” por el muro fronterizo entre México y Estados Unidos, lleno de alambres y púas.

Fue tomada en Naco, Arizona, por Alejandro Prieto, nacido en Guadalajara (México). Él destacó entre 22.000 participantes del certamen y fue acreedor de un premio de 5.000 libras esterlinas, aproximadamente unos 6.800 dólares.

La foto titulada “Bloqueado” también ha ganado el primer lugar en la categoría Aves en el Medioambiente.

El correcaminos es la especie de ave más famosa del suroeste de Norteamérica, camina y corre sobre el suelo, ya que alza vuelo solo cuando es necesario.

La imagen cuenta una historia importante de la fragmentación del hábitat y cómo estructuras, como el muro fronterizo, pueden evitar que la vida silvestre migre y se desplace a otras áreas. La valla domina la imagen con el correcaminos aparentemente impotente y pequeño en la foto”, destacó el certamen BPOTY en su web.

De acuerdo con Prieto, la imagen ilustra la amenaza que supone el muro para la biodiversidad de la región fronteriza, caracterizada por ser un ecosistema de alto flujo migratorio de mamíferos y aves.

Al respecto dijo: “He visto a muchos animales diferentes llegar al muro antes de dar la vuelta y regresar”.

Antes de que se instale por mandato del expresidente Donal Trump, el Servicio Federal de Pesca y Vida Silvestre de los Estados Unidos pronosticaba que la estructura podría impactar a más de 111 especies amenazadas, 108 especies de aves migratorias, cuatro refugios de vida silvestre y criaderos de peces, así como un numero desconocido de humedales protegidos.

Otras especies que se vieron impedidas de aparearse a causa del muro fueron el jaguar norteamericano, en peligro de extinción, y el oso negro, reintroducido en Texas en la década del 90.

Prieto señaló que durante el proceso de capturar la vida salvaje de la frontera se enfrentó al acoso del control fronterizo y la presencia constante de los carteles de las drogas.