¿Hasta cuándo los pasajeros de avión en EE. UU. deberán usar mascarillas?

La propagación de la COVID-19 en el país norteamericano obliga a los pasajeros a seguir usando los cubrebocas para los viajes aéreos. El Gobierno de Joe Biden quiere reducir los contagios al máximo.

Los pasajeros de avión en Estados Unidos deberán usar mascarillas hasta el 18 de enero de 2022. Foto: difusión
Los pasajeros de avión en Estados Unidos deberán usar mascarillas hasta el 18 de enero de 2022. Foto: difusión
Mundo LR

El uso de las mascarillas en los viajes aéreos y en el transporte público de Estados Unidos se mantendrá hasta enero del próximo año como una medida para evitar el aumento contagios por coronavirus en el país norteamericano, que se ve asediado por la variante Delta.

De acuerdo a información de Associated Press, la Administración de Seguridad del Transporte (TSA) informó que los pasajeros de avión deberán utilizar el cubrebocas hasta el 18 de enero de 2022. La norma aplica para los empleados que trabajan en las distintas aerolíneas comerciales y los usuarios del los servicios de autobuses de carreteras y sistemas de trenes.

La mencionada regla entró acción en el transporte aéreo una vez inició el Gobierno de Joe Biden y generó una serie de molestias entre las personas que no deseaban usar mascarillas. Muchos de estos inconvenientes terminaron en discusiones que fueron reportadas a la Administración Federal de Aviación. La institución ha contabilizado que 2.867 ciudadanos se negaron a usar tapabocas.

Tras el anuncio de la nueva fecha, las empresas aeronáuticas no se han pronunciado sobre el hecho y evitaron opinar sobre la decisión. Durante la administración de Donald Trump, el cubrebocas no fue impuesto obligatoriamente en ese tipo de viajes, por lo que las empresas habían creado su propios protocolos de seguridad para evitar posibles contagios del virus.

Associated Press pudo recoger la versión de Sara Nelson, presidenta de la Asociación de Auxiliares de Vuelo, quien si se animó a comentar sobre el tema y se mostró de acuerdo con la medida. “Tenemos la responsabilidad en la aviación de mantener a todos a salvo y de poner de nuestra parte para acabar con la pandemia, no la de ayudar a que continúe”, sostuvo.