Nueva renuncia aumenta incertidumbre política en Nicaragua

Candidata a vicepresidenta se retira. El panorama político en el país tiene solo al presidente Daniel Ortega sin competencia clara.

Crítica. La comunidad internacional condena las aspiraciones a un cuarto mandato. Foto: AFP
Crítica. La comunidad internacional condena las aspiraciones a un cuarto mandato. Foto: AFP
Agencia AFP

La nicaragüense María Dolores Moncada renunció el último miércoles a su candidatura a la Vicepresidencia de la República por el opositor Partido Liberal Constitucionalista (PLC) para las elecciones del 7 de noviembre próximo, tras sufrir una lesión, informó ese colectivo.

Moncada renunció a su candidatura tras sufrir una fractura en el pie, que la dejó “inhabilitada”, dijo a periodistas el candidato a la presidencia por ese colectivo, el diputado Walter Espinoza, quien a su vez reemplazó al empresario turístico Milton Arcia.

Arcia renunció a sus aspiraciones el sábado pasado luego de que el PLC pidiera sacar de la contienda a la opositora Alianza Ciudadanos por la Libertad (CxL) por presuntamente violar la Ley Electoral, lo que ya hizo efectivo el Consejo Supremo Electoral.

Moncada fue reemplazada por Mayra Consuelo Argüello Sandoval, de 67 años, licenciada en hostelería y graduada en la Universidad de Medellín, Colombia, con estudios de inglés y alemán en San Francisco (Estados Unidos), dijo, por su lado, el portavoz del PLC, Cristhian López.

El PLC, fundado por el expresidente Arnoldo Alemán (1997-2002), es la segunda fuerza política en la Asamblea Nacional (Parlamento) y distintos sectores de la oposición lo consideran aliado al gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN).

El presidente Ortega, un exguerrillero de las filas del sandinismo próximo a cumplir 76 años, que retornó al poder en 2007 tras coordinar una Junta de Gobierno de 1979 a 1984 y presidir por primera vez el país entre 1985 y 1990, aspira a su quinto mandato presidencial, cuarto de forma consecutiva, y segundo con su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo.