Presidente y primera dama de Nicaragua felicitan a Castillo y aplauden bicentenario de Perú

Gobierno de Nicaragua felicitó al presidente electo de Perú a horas de su toma de posesión. “En esta histórica fecha reconocemos las innumerables contribuciones del pueblo Inca”, se lee en la misiva.

La Republica
Castillo llegó a la Presidencia como candidato del partido de extrema izquierda Perú Libre. Foto: AFP
Agencia EFE

Este miércoles 28 de julio, el Gobierno de Nicaragua felicitó al presidente electo de Perú, el maestro rural y sindicalista Pedro Castillo, a pocas horas de su toma de posesión, en un mensaje en el que aplaudió el bicentenario de la independencia del país suramericano, y recordó los lazos que unen a ambas naciones.

“Con el alma enardecida y la dignidad que nace del fervor revolucionario, nos llenamos de orgullo al felicitarlo nuevamente por su elección como presidente de los peruanos, reiterando a la vez nuestra solidaridad fraterna y compromiso invariable de fortalecer los lazos que unen al pueblo y Gobierno de Nicaragua con el pueblo y Gobierno del Perú”, escribió el presidente Daniel Ortega y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, en un mensaje.

Pedro Castillo, quien ganó en segunda vuelta a Keiko Fujimori el pasado 6 de junio, llegó a la presidencia como candidato del partido de extrema izquierda Perú Libre.

En el mensaje a Castillo, Ortega destacó el aniversario de la independencia de Perú, ocurrida en julio de 1821. “En esta histórica fecha reconocemos las innumerables contribuciones del pueblo Inca frente a la invasión del imperio español, donde se destacó la dignidad y el heroísmo de ese pueblo”, señaló.

Agregó que “la resistencia del pueblo peruano, del pueblo Inca, se mantuvo a lo largo de los siglos con protestas y rebeliones populares, que fueron brutalmente reprimidas por las prácticas genocidas de los conquistadores”.

Los ataques de Daniel Ortega hacia los países de Europa y de América del Norte se han vuelto más frecuentes en los últimos meses.

Dichos países señalan al exguerrillero sandinista de violar los derechos humanos y de no garantizar elecciones confiables el 7 de noviembre próximo, en las que se jugará 42 años de poder casi absoluto sobre la política de Nicaragua.

Ortega, quien gobierna desde 2007 tras haberlo hecho entre 1979 y 1990, aspira lograr en noviembre su tercera reelección consecutiva para un nuevo período de cinco años y segundo con su esposa como vicepresidenta.