Israel: realizarán pruebas de ADN a perros para multar a dueños que no limpien excrementos

La nueva disposición no contemplará a perros guía ni a los mantenidos por organizaciones de protección animal.

La sanción será de hasta 222 dólares a quienes no recojan los desechos de sus mascotas. Foto: difusión/referencial
La sanción será de hasta 222 dólares a quienes no recojan los desechos de sus mascotas. Foto: difusión/referencial
Mundo LR

Una ciudad israelí ha encontrado una forma innovadora de lidiar con aquellas personas que poseen perros y no limpian los desechos que dejan en las calles. El ayuntamiento de Tel Aviv ha decidido crear una base de datos genéticos de los canes que habitan en la ciudad para multar a quienes no limpien los excrementos de sus mascotas cuando los lleven a pasear, según el diario The Times of Israel.

Según la resolución, cada persona que tenga un perro bajo su poder deberá presentar el ADN del animal al momento de recibir o renovar su licencia. La validez de las actuales vencerá seis meses después de que entre en vigencia la nueva decisión.

El mismo propietario deberá ser el encargado de cubrir los costos del procedimiento de la toma de datos genéticos, es decir, un aproximado de 76 dólares.

“La reforma a la ley fue aprobada como parte de la lucha persistente del municipio contra el fenómeno de que sus dueños no recojan las heces de los perros en toda la ciudad”, indicó el municipio,

Sin embargo, las regulaciones no se aplicarán a perros guías ni a los mantenidos por organizaciones de protección animal.

La existencia de esta base de datos permitirá analizar las muestras de heces encontradas en espacios públicos y así obligar al dueño de la mascota a cumplir las reglas establecidas por la entidad. La multa prevista será de hasta 222 dólares.

Según el ayuntamiento, ya se había intentado aumentar la cantidad de multas respecto a esta problemática, pero no hubo un efecto positivo, ya que las infracciones continuaban siendo frecuentes.

De esta manera, al presenciar un incremento significativo de las quejas de ciudadanos por la presencia de desechos animales en las calles, la alcaldía optó por implementar esta nueva medida.