“Una ciudad sumergida”: la piscina más grande del mundo se encuentra en Dubái

La atracción próxima a inaugurarse busca llamar la atención de más turistas durante el resto del año.

El atractivo turístico contiene un volumen de agua equivalente a seis piscinas olímpicas. Foto: Giuseppe Cacace/AFP
El atractivo turístico contiene un volumen de agua equivalente a seis piscinas olímpicas. Foto: Giuseppe Cacace/AFP
Agencia AFP

Dubái, que tiene la torre más alta del planeta, registró esta semana un nuevo récord para la piscina de buceo más profunda del mundo, en momentos en que el emirato del Golfo trata de atraer nuevos turistas en medio de la pandemia por coronavirus.

Con sus puertas abiertas de par en par a los visitantes internacionales a partir de julio de 2020, la ciudad muestra regularmente nuevas atracciones faraónicas entre sus rascacielos e islas artificiales.

Es una piscina de 60 metros de profundidad, 15 metros más que cualquier otra piscina del mundo y el doble de grande”, dijo Jarrod Jablonski, director de Deep Dive Dubai, que gestiona el proyecto.

Agregó que la obra, que abrió al público el miércoles y “tiene por tema una ciudad hundida”, contiene un volumen de agua equivalente a seis piscinas olímpicas, es decir, 14,6 millones de litros.

Con luces y música de ambiente, la atracción abriga dos “hábitats submarinos”. Los buceadores pueden explorar las profundidades de una ciudad perdida reconstruida, llena de objetos de la vida cotidiana y cubierta de abundante vegetación.

“Queríamos recordar la herencia del buceo en los Emiratos y la pesca de perlas, de ahí la forma de ostra de la estructura exterior”, explicó el director, de origen estadounidense.

Una sesión de una hora cuesta entre 500 y 1.500 dirhams, que es el equivalente a entre 140 y 400 dólares.

En 2019, Dubái recibió más de 16 millones de turistas. Con el lanzamiento en octubre de la exposición universal, el emirato espera llenarse de visitantes, tras un año y medio marcado por la crisis sanitaria.