Encuentran restos de 751 niños indígenas en Canadá

Los hallazgos fueron descubiertos en instituciones de la Iglesia católica en Canadá, donde los menores eran separados de sus familias por la fuerza.

Un total de 751 niños indígenas enterrados en el anonimato absoluto fueron descubiertos debajo de una escuela  católica en Canadá. Foto: AFP
Un total de 751 niños indígenas enterrados en el anonimato absoluto fueron descubiertos debajo de una escuela católica en Canadá. Foto: AFP
Mundo LR

Luego del hallazgo de los cuerpos de 200 niños de la tribu Tk’emlups te Secwepemc, en Canadá, a inicios de junio, se descubrieron otros 751 cadáveres de otra etnia en una escuela abandonada. La mayoría de los cuerpos son de la nación Sylix Okanagan, en la provincia de Saskatchewan.

Todos estos hallazgos ocurrieron en instituciones de la Iglesia católica, donde los niños indígenas eran separados de sus familias por la fuerza, privándoles de comunicarse con sus familiares y de expresarse en su lengua materna, reprimiéndoles todo tipo de identidad étnica.

No hay registros de los nombres y las familias de los cuerpos hallados, pese a que desde 2008 hay una Comisión de la Verdad encargada al respecto. Dicha institución habla de un “genocido cultural”, y por ello hay hasta 150 escuelas vinculadas a la Iglesia que han preferido guardar silencio, puesto que son parte de un sistema de separación de los indígenas que duró un siglo.

Dichos planteles especialmente para indígenas ya no funcionan desde 1996, pero hay registros de violencia sexual por parte de los sacerdotes, ya que se encontraron cadáveres de adolescentes embarazadas en los escombros de dichos colegios.

Canadá posee una población de 1 millón 700 mil indígenas, que son el 5% del país. Dichos descubrimientos permiten recordar la violencia institucional que los grupos minoritarios han padecido por varias etapas de la historia, como herencia de una práctica colonial que ya no debería tener cabida en una América contemporánea y que propugna la diversidad.