Columnista del Post: “Castillo podría vencer a la derecha peruana, pero no a su racismo”

Mundo LR

Marco Avilés habló del pedido de Keiko Fujimori de "anular al menos 200.000 votos de zonas rurales, indígenas, allí donde Castillo había obtenido mayorías arrasadoras". Foto: AFP
Marco Avilés habló del pedido de Keiko Fujimori de "anular al menos 200.000 votos de zonas rurales, indígenas, allí donde Castillo había obtenido mayorías arrasadoras". Foto: AFP

“En el Perú, normalizamos el racismo antiindígena”, aseveró el columnista del Post. “El proyecto de suprimir votos indígenas sellaba una campaña cargada de racismo verbal y describe la forma en que Fuerza Popular entiende el país”.

Publicidad

Pedro Castillo ya es virtual presidente tras el 99,985% de actas contabilizadas, pero en Perú sigue la incertidumbre ante la campaña legal emprendida por Keiko Fujimori para anular votos. Un ambiente que ha llamado la atención en el extranjero.

El domingo 13 de junio, el emblemático diario norteamericano The Washington Post publicó una columna bajo el rótulo “Pedro Castillo podría vencer a la derecha peruana, pero no a su racismo”, en la que lanza duras críticas al conservadurismo peruano.

“En el Perú, normalizamos el racismo antiindígena al mismo tiempo que evadimos toda posibilidad de aceptarlo como lo que es: nuestra institución más fuerte y duradera, aquella que toca y estructura todas las dimensiones de la vida social, incluida la política”, resaltó Marco Avilés.

Autor de los libros No soy tu cholo y De dónde venimos los cholos, Avilés es un periodista peruano que actualmente estudia un doctorado en la Universidad de Pensilvania (Estados Unidos). Y desde allá se refirió a “una conversación de WhatsApp entre jóvenes frustrados con los resultados”.

Lazy loaded component

Citó los mensajes denigrantes enviados cuando el conteo mostraba que las regiones del sur andino habían votado masivamente a favor del aspirante de Perú Libre.

“La campaña electoral reciente produjo señales de alerta sobre esta descomposición”, escribió en su texto, en el cual también relató parte de los antecedentes racistas en las últimas semanas.

Avilés consideró que Fuerza Popular ha logrado movilizar el apoyo en las calles de parte de la clase media y alta “convencida de que les han robado la elección” y, así como medios y líderes políticos, comparó su estrategia con la del exmandatario estadounidense Donald Trump.

“Tanto la candidata como quienes la respaldan parecen incapaces de aceptar que, a pesar de la abrumadora campaña de propaganda en paneles publicitarios contra ‘el comunismo’ que supuestamente encarnaba Castillo, a pesar del apoyo cerrado de los medios de comunicación más poderosos, y a pesar de la venia internacional de (Mario) Vargas Llosa y del soporte del empresariado local, una elección democrática no mide cuánto poder acumulas sino cuántos votos obtienes”, dijo.

Ficha de Pedro Castillo, candidato presidencial que lidera el balotaje en Perú ante la derechista Keiko Fujimori. Infografía: AFP

Así habló del pedido de “anular al menos 200.000 votos de zonas rurales, indígenas, allí donde Castillo había obtenido mayorías arrasadoras”. Al citar declaraciones de abogados de Fuerza Popular sostuvo que la retórica confirmó su táctica política.

“El proyecto de suprimir votos indígenas sellaba una campaña cargada de racismo verbal y describe la forma en que Fuerza Popular entiende el país”, aseveró Avilés en el Post.

En su opinión, “impugnar votos rurales es una posibilidad atendible y digna de exponerse en público gracias a que el sentido común en el Perú nos dice que el país está dividido en dos tipos de ciudadanías: una ordenada, orientada al futuro, urbana (donde florecen las élites económicas), y una caótica, bárbara, ‘lejana’, orientada al fraude y en espera de ‘la civilización’”.

“Como si en 200 años de República, no hubieran podido comprender que las personas indígenas no solo tienen derecho al voto, sino a votar por lo que ellas creen”, cerró.