Bolsonaro: El “quédese en casa” asemeja a Brasil con la dictadura venezolana

Agencia EFE

La Republica
“Brasil no se va a convertir en una Venezuela, tengan la seguridad de eso”, puntualizó. Foto: EFE

Sin usar mascarilla, el mandatario brasileño volvió a criticar las medidas que reducen la movilidad en algunas regiones del país y dijo que solo buscan “sofocar” la economía.

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, dijo este sábado 10 de abril que el país está viviendo una “dictadura”, debido a las restricciones que en algunas regiones del país han implementado diversos gobernadores para evitar los contagios por coronavirus, y las comparó con las “libertades negadas” por el “régimen” de Nicolás Maduro en Venezuela.

Las declaraciones se dieron durante una visita del líder ultraderechista a una favela localizada en la periferia de Brasilia, donde viven varios ciudadanos venezolanos que huyeron por la crisis económica y social del país vecino.

“Ustedes aquí también están viviendo en Brasil una experiencia que parece un poco a una dictadura, con esa política de quédese en casa”, aseguró el mandatario brasileño durante el encuentro, que fue transmitido por las redes sociales.

“Pueblo brasileño, mira lo que tienes y lo que puedes perder”, dijo Bolsonaro mientras señalaba a los venezolanos. “Ellos dejaron el régimen que, de a poco, les fue retirando la libertad”, dijo.

Brasil no se va a convertir en una Venezuela, tengan la seguridad de eso”, puntualizó.

Sin usar tapabocas, el mandatario brasileño volvió a criticar las medidas que reducen la movilidad en algunas regiones del país y dijo que Brasil está “llegando al límite”, ya que con esas políticas solo se busca “sofocar” la economía.

Jair Bolsonaro, de 65 años, y quien ya fue contagiado por la COVID-19, es uno de los mandatarios más negacionistas frente a la gravedad de la pandemia y desde la llegada del virus al país, hace más de un año, ha cuestionado duramente las medidas de aislamiento social impuestas en mayor o menor grado por los gobernadores de los 27 estados de Brasil.

“Tengo el poder para obligar a un ‘lockdown’ en todo Brasil, con solo utilizar mi pluma, pero no se hará. (...) “Nuestro Ejército nunca saldrá a la calle para obligarlos a quedarse en casa ¡nunca!. Nuestro ejército (no hará) nada en contra de su libertad individual”, enfatizó el mandatario.

Con cerca de 350.000 muertos por el virus y más de 13,3 millones de infectados, Brasil es uno de los países más azotados por la pandemia en la actualidad.