San Marcos - Últimas noticias del examen de admisión presencial que se realiza este sábado

Alcaldía de París rechaza cerrar el fin de semana porque sería “inhumano”

Pese a que el presidente Emmanuel Macron consideró confinar la emblemática ciudad, la alcaldesa de París rechazó una eventual cuarentena y destacó que se necesita de una estrategia de salud clara.

La alcaldesa de París explicó que la mayoría de personas viven en departamentos sin espacios exteriores y "necesitan un horizonte". Foto: AFP
La alcaldesa de París explicó que la mayoría de personas viven en departamentos sin espacios exteriores y "necesitan un horizonte". Foto: AFP
Mundo LR

La alcaldesa de París (Francia), Anne Hidalgo, describió como “inhumano” la decisión de obligar a la ciudad a cerrar los fines de semana como medida para contener la propagación del coronavirus SARS-CoV-2.

“No al encierro los fines de semana”, afirmó Hidalgo en una conferencia de prensa el lunes 1 de marzo, que fue citada por el medio local RFI en su portal web. Sin embargo, reconoció que necesitan “una estrategia de salud clara”.

En París, capital de Francia, la tasa de contagio actualmente es de 326 casos nuevos por cada 100.000 personas por semana, indicó la alcaldesa. En cambio, el promedio nacional ha descendido a 222 casos positivos por cada 100.000 habitantes.

Desde el Gobierno del presidente Emmanuel Macron han abogado por confinar la emblemática ciudad y sus suburbios los fines de semana, pero Hidalgo ha respondido que la mayoría de sus residentes viven en departamentos sin espacios exteriores y “necesitan un horizonte”.

Hidalgo indicó que cerrar París es "una propuesta difícil, dura e incluso inhumana". Foto: AFP

“Estos lugares son vitales para que podamos respirar en nuestra ciudad”, afirmó la alcaldesa, según el diario británico The Guardian. Enfatizó también que es más seguro para los parisinos estar afuera que encerrados dentro de pisos y oficinas.

Recordó que el coronavirus, causante de la enfermedad COVID-19, “se transmite más en lugares cerrados y mal ventilados”, mientras que afuera “hay menos riesgo, especialmente si uno usa una mascarilla y respeta las medidas de protección”.

En su opinión, cerrar París es “una propuesta difícil, dura e incluso inhumana”. Sostuvo que la prioridad era la prevención y exigió al Ejecutivo acelerar el programa de vacunación contra el virus SARS-CoV-2.

Por su parte, este martes 2 de marzo, el portavoz del Gobierno, Gabriel Attal, afirmó que “habrá que aguantar” unos meses más con las restricciones en Francia e incluso no descartó un endurecimiento, aunque el objetivo es evitarlo.

“Vamos a tener que vivir todavía con esta situación varias semanas”, señaló Attal en una entrevista al canal Cnews. “En torno a abril-mayo (...) esperamos, gracias a la vacunación, poder levantar las restricciones”.

Esta fue la misma postura expresada por Macron en la víspera: “Hay que aguantar todavía varias semanas, de cuatro a seis semanas”.