Nueva Zelanda entregará productos menstruales gratis en las escuelas

Mundo LR

Una de cada doce alumnas no asisten a la escuela por problemas relacionados con la “pobreza menstrual”, dijo la ministra. Foto: referencial
Una de cada doce alumnas no asisten a la escuela por problemas relacionados con la “pobreza menstrual”, dijo la ministra. Foto: referencial

La medida nació a partir de un plan piloto que se implementó en 15 escuelas y en el que participaron 3.200 alumnas.

Publicidad

Jacinda Ardern, primera ministra de Nueva Zelanda, anunció que se entregarán productos de higiene menstrual gratuitos en todos los colegios a partir del mes de junio para lograr un mayor bienestar en las niñas y combatir la pobreza.

La medida nació a partir de un plan piloto que se implementó en 15 escuelas de la región de Waikato, en la Isla Norte, en el que participaron 3.200 alumnas, así lo explicó Ardern durante su visita al Colegio Fairfield que formó parte de este proyecto.

Las jóvenes no deberían perder parte de su educación por algo normal para más de la mitad de la población (...) La respuesta positiva de las escuelas y los estudiantes nos ha animado a expandir la iniciativa a todos los colegios de Nueva Zelanda”, expresó.

Durante esta reunión, Jan Tinetti, la ministra para Asuntos de la Mujer, señaló que la menstruación puede provocar vergüenza en las niñas, por ello muchas prefieren faltar a clases y otras no pueden costear los productos.

En la misma línea, la primera ministra señaló que una de cada doce alumnas no asisten a la escuela por problemas relacionados con la “pobreza menstrual”; es decir, la mayoría no tiene dinero para pagar toallas higiénicas.

Por eso, dar productos de higiene menstrual a las niñas sin costo “es un camino para que el Gobierno aborde directamente la pobreza, ayude a incrementar la asistencia en las escuelas y lograr un impacto positivo en el bienestar de las niñas”, detalló la funcionaria.

El programa contará con un presupuesto de 25 millones de dólares neozelandeses o aproximadamente 18 millones de dólares estadounidenses.