ALERTA - Bono 600: Revisa aquí si eres beneficiario y cuál es el cronograma de pago

Indonesia: el adiós de pasajeros antes de abordar el avión que cayó al mar

Mundo LR

larepublica_pe

10 Ene 2021 | 21:37 h
La Republica
Según datos del sitio internet FlightRadar24, el aparato alcanzó una altura de 11.000 pies (3.350 metros) antes de caer brutalmente a 250 pies. Foto: AFP

“Adiós, familia. Nos dirigimos a casa por ahora”, escribió una madre que abordó el Boeing 737-500. Minutos después, el aparato se estrelló.

Antes de abordar el Boeing 737-500 que cayó al mar, frente a las costas de Yakarta, con 62 personas a bordo, Ratih Windania publicó una fotografía en su cuenta de Instagram. Aparece en el aeropuerto de la capital indonesia, junto a sus tres niños. Todos ríen y se lanzan besos.

“Adiós, familia. Nos dirigimos a casa por ahora”, escribió Ratih. Poco después del despegue, las autoridades perdieron contacto con el avión, que efectuaba el trayecto entre Yakarta y Pontianak (en la parte indonesia de la isla de Borneo).

Viajaban 50 pasajeros, entre ellos diez niños, y 12 miembros de la tripulación, según el ministerio de Transportes.

Como docenas de otros familiares desesperados, Irfansyah Riyanto se apresuró a ir al aeropuerto con el ánimo de encontrar buenas noticias sobre su hermana Ratih y otros cuatro miembros de la familia en el vuelo, incluidos sus padres.

“Nos sentimos impotentes. Solo podemos esperar y tener la esperanza de tener alguna información pronto”, dijo a Reuters, en medio de lágrimas.

Su hermana y sus dos hijos habían estado al final de unas vacaciones de tres semanas y estaban haciendo el viaje de 740 kilómetros a casa, en Pontianak.

“Yo fui quien los llevó al aeropuerto, ayudé con el check-in y el equipaje. Todavía no puedo creer esto, pasó demasiado rápido”, relató.

Este domingo 10 de enero, partes de cuerpos han sido hallados en una zona de la costa de Indonesia donde desapareció el Boeing de la compañía local Sriwijawa. Muchos barcos de rescate, el Ejército, helicópteros y buzos han sido desplegados en el lugar del siniestro después de que fuera localizado.

Foto: AFP

Los hallazgos fueron llevados al principal puerto de Yakarta, donde se estableció un puesto de primeros auxilios. En el hospital policial, el hermano del copiloto, Diego Mamahit, dijo que le habían pedido una muestra de sangre.

“Creo que mi hermano menor sobrevivió. Estos son solo para el procedimiento policial. Diego es un buen hombre. Todavía creemos que sobrevivió”, señaló Chris Mamahit.

Él y el piloto Afwan, que tiene un solo nombre, tenían entre ellos casi dos décadas de experiencia en vuelos comerciales. Además, Afwan había sido anteriormente piloto de la fuerza aérea.

“Nosotros, la familia, todavía esperamos buenas noticias”, dijo a Detik, un miembro de la familia de Afwan, un musulmán devoto. Panca Widiya Nursanti, maestra de secundaria, regresaba después de unas vacaciones. Su esposo Rafiq Yusuf Al Idrus relató el último contacto que tuvo con ella.

“Estaba bromeando al decir que cuando ella llegara comeríamos satay juntos. Me contactó vía Whatsapp a las 2.05 de la tarde entre risas. Dijo que las condiciones climáticas no eran buenas. Le comenté: ‘reza mucho, por favor’”, contó.

Foto: AFP

Según datos del sitio internet FlightRadar24, el aparato alcanzó una altura de 11.000 pies (3.350 metros) antes de caer brutalmente a 250 pies. Entonces perdió el contacto con la torre de control.

El ministro de Transportes indonesio, Budi Karya Sumadi, declaró que el avión parecía estar desviándose de su trayectoria prevista justo antes de desaparecer de los radares.

Las lluvias torrenciales, un error de pilotaje o problemas técnicos pudieron ser los factores que causaron el accidente, estimó Gerry Soejatman, analista de aviación basado en Yakarta.