Caos en el aeropuerto de Londres ante la masiva suspensión de vuelos

Mundo LR

larepublica_pe

21 Dic 2020 | 17:40 h
Desde la noche del domingo 20 de diciembre se han registrado largas filas en la terminal aérea de Londres ante nuevas restricciones impuestas por el Gobierno británico. Foto: AFP
Desde la noche del domingo 20 de diciembre se han registrado largas filas en la terminal aérea de Londres ante nuevas restricciones impuestas por el Gobierno británico. Foto: AFP

Miles de pasajeros se aglomeraron en terminal aéreo para usar boletos pese a las nuevas restricciones impuestas por el Gobierno británico.

Durante el último domingo, miles de personas acudieron al aeropuerto londinense de Heathrow intentando hacer uso de sus boletos pese a la orden de suspensión de vuelos por la aparición de la nueva variante del coronavirus en Reino Unido.

Ante la propagación del nuevo linaje denominado VUI-202012/01, varios países han decidido cortar la comunicación aérea con Reino Unido. Hasta ahora, más de 20 naciones han suspendido los vuelos.

Lazy loaded component

En la noche del domingo, las colas afectaron a todo el aeropuerto, y se extendieron tanto en el ingreso del edificio como dentro de las terminales.

Esta situación se generó por las nuevas restricciones introducidas por el Gobierno de Boris Johnson en Londres y otras localidades. También se registró sobreventa de boletos, reseñó RT.

“[...] BA (la aerolínea británica British Airways) ha reservado cientos y cientos de pasajes para un vuelo que ya estaba lleno. Una desgracia”, se quejó un usuario enojado en Twitter.

La administración del aeropuerto recomendó a todos los pasajeros monitorear el estado de su vuelo. Quedó establecido que quienes tienen destino a países donde hay prohibición para ingresar a Reino Unido no podrán registrarse.

De acuerdo a las autoridades británicas, más de 1.000 personas se han contagiado por la nueva variante del SARS-CoV-2. Al sur de Inglaterra se encuentran la mayoría.

En Reino Unido se han contabilizado 2.073.511 casos y más de 67.000 fallecidos como consecuencia de la COVID-19, destaca el portal Worldmeters.