Argentina lamenta la “inestabilidad en la capa superior” que vive Perú

Mundo LR

larepublica_pe

En el centro de Lima los efectivos se han desplegado para preservar la seguridad ante el incremento de las manifestaciones. Foto: AFP
En el centro de Lima los efectivos se han desplegado para preservar la seguridad ante el incremento de las manifestaciones. Foto: AFP

“El Parlamento tiene un poder de veto muy grande, y a la vez, el presidente puede disolver el Parlamento. Es medio raro todo eso”, aseguró el canciller argentino.

El canciller argentino, Felipe Solá, lamentó este martes 10 de noviembre la “inestabilidad” que viven el Parlamento y la Presidencia de Perú después de que el Congreso destituyera al presidente Martín Vizcarra.

“Hay una inestabilidad en la capa superior, nada menos que la Presidencia y el Parlamento, que nosotros lamentamos; es un país hermano”, señaló el ministro en declaraciones a radio Metro.

“Hay una cuestión vinculada a la Constitución peruana, por la cual el Parlamento tiene un poder de veto muy grande, y a la vez, el presidente puede disolver el Parlamento. Es medio raro todo eso”, opinó el canciller.

Solá indicó que el congresista Manuel Merino será el presidente interino, y que alrededor del 28 de julio próximo, cuando vence el mandato presidencial actual, se deberá haber estabilizado la situación.

Lazy loaded component

Contó que la noche de ayer, 9 de noviembre, tuvo una “larga conversación” con el embajador de Argentina en Lima, quien le transmitió que “la economía va a seguir más o menos igual” y que “las reyertas políticas de alto nivel son muy fuertes”.

Hasta ahora no se han pronunciado otros gobiernos ante la crisis política vivida en Perú, que ya ha sido ampliamente cubierta en medios internacionales.

El Congreso de Perú destituyó este lunes a Vizcarra, con 105 votos a favor, tras debatir la llamada “moción de vacancia” impulsada contra el mandatario por las acusaciones de presuntos sobornos cuando era gobernador de Moquegua (2011-2014).

La resolución parlamentaria declaró la “permanente incapacidad moral del presidente”, por lo que se aplicará “el régimen de sucesión establecido en la Constitución”.

Ya que Vizcarra no tiene vicepresidente, Merino juró como nuevo presidente de la República en medio de fuertes protestas en su contra, especialmente en el centro de Lima, en calles aledañas al Congreso.

Con información de EFE