“Transformé el cautiverio en un retiro espiritual”: liberan a la última rehén francesa en el mundo

Mundo LR

ediciondigital@glr.pe larepublica_pe

09 Oct 2020 | 13:32 h
El mandatario francés Emmanuel Macron (2-l) recibió a Sophie Pétronin (c) este 9 de octubre. Foto: EFE
El mandatario francés Emmanuel Macron (2-l) recibió a Sophie Pétronin (c) este 9 de octubre. Foto: EFE

Sophie Pétronin fue secuestrada en África por una alianza de terroristas durante cuatro años. Antes del secuestro se convirtió al islam y ya anunció que piensa volver a Mali.

Sophie Pétronin, de 75 años, estuvo secuestrada durante cuatro años en Mali, donde realizaba labores humanitarias. Fue la última rehén francesa en el mundo, hasta este viernes 9 de octubre que arribó a París y fue recibida por altas autoridades, incluido el presidente Emmanuel Macron.

En un avión Falcon 900 blanco de los servicios secretos franceses, Pétronin volvió a su país, luego de permanecer cautiva de un grupo de yihadistas durante 1.384 días, reportaron agencias europeas. “Aguanté, recé mucho porque tenía mucho tiempo”, dijo antes de llegar a Francia.

PUEDES VER: Coronavirus: otras cuatro ciudades francesas colapsan y entran en alerta máxima

“Transformé el cautiverio (...) en un retiro espiritual, si se puede decir eso”, aseguró Pétronin, quien cambió su nombre a Mariam tras su conversión al islam, antes de que fuese secuestrada el 24 de diciembre del 2016 en la ciudad de Gao, donde dirigía una organización dedicada a huérfanos.

En presencia de Macron, Sophie Pétronin se reencontró con parte de su familia. Foto: EFE

Se trata de la Asociación de Ayuda a Gao, con la cual estuvo comprometida con los jóvenes en el país africano. Habla dialecto local, tras 25 años en Mali y ya anticipó que su deseo es continuar sus labores.

Pétronin fue liberada junto con dos italianos y el político maliense Soumaila Cissé. “Los franceses se alegran conmigo de verla por fin aquí, querida Sophie Pétronin. Bienvenida a casa”, escribió Macron en su cuenta de Twitter.

PUEDES VER: Macron defiende a Italia y España: “Son víctimas, no responsables” del coronavirus

La anciana permanecía privada de libertad a la fuerza a manos de GSIM, una alianza de yihadistas. Con esto el Gobierno sostiene que no hay ninguna persona de nacionalidad francesa secuestrada en el planeta.

“Voy a rezar por Mali, pedir la bendición y misericordia de Alá, porque soy musulmana. Ustedes me llaman Sophie, pero frente a ustedes tienen a Mariam”, expresó tras su liberación el jueves 8 de octubre.

Aunque sufrió cáncer durante su cautiverio, insiste en volver a trabajar a Mali, aunque su hijo Sebastien —quien durante años presionó al Ejecutivo francés para procurar la liberación de su progenitora— tratará de persuadirla.

Francia, últimas noticias:

Video Recomendado