Gael Almeida: “Necesitamos saber cómo revertir o solucionar los daños que hemos ocasionado al planeta”

María José  Vargas

maria.vargas@glr.pe vargasmarijo

05 Sep 2020 | 10:31 h
Gael Almeida informó que las postulaciones para el Fondo COVID-19 para periodistas que otorga National Geographic son hasta octubre de 2020. Foto: Composición LR.
Gael Almeida informó que las postulaciones para el Fondo COVID-19 para periodistas que otorga National Geographic son hasta octubre de 2020. Foto: Composición LR.

A propósito del foro BIOWEEK celebrado en la última semana de agosto, la directora regional para Latinoamérica de National Geographic Society, considera que en la actualidad hay una necesidad latente entre las personas a ser más conscientes a lo que se consume y a reducir cualquier acción que perjudique en gran medida al ambiente.

En entrevista para La República, Gael Almeida, directora regional para Latinoamérica de National Geographic Society, ofreció detalles de su participación en el evento virtual BIOWEEK, que se efectuó durante la última semana de agosto y que busca promover hábitos de consumo responsable. Asimismo, habló sobre los diferentes proyectos que lidera y que tienen el propósito de incentivar a la población a cambiar su relación con el planeta.

“Hay un compromiso bien marcado y es en el tema de entender cómo tener un planeta más equilibrado”, dijo Almeida, quien subraya que la sociedad necesita comprender cómo revertir o solucionar los problemas que ha provocado.

En el contexto de la enfermedad de la COVID-19, mencionó el fondo que National Geographic ofrece a quienes estén dispuestos a contar las historias de la pandemia y que los medios de comunicación aún no conocen y mucho menos difunden.

-¿Cómo estuvo la participación de National Geographic Society en el BIOWEEK 2020?

Creo que ha sido una experiencia positiva. Este espacio que generó la gente de Bioguía con el BIOWEEK fue increíble porque pudimos tener un espacio de intercambio, de aprendizaje, de diálogo sobre el tema de la sostenibilidad, del consumo responsable frente a un escenario en donde la pandemia imposibilitó el encuentro.

Para nosotros ha sido muy positiva. No solo por el segmento en donde nuestros exploradores platicaron sobre lo que hacen, sino por aprender de otros expositores. Ha sido muy enriquecedor.

PUEDES VER Advierten que Gobierno de Malaui recomienda comer ratas “por ser buena fuente de proteínas”

-¿Qué percibió en esta edición del BIOWEEK y qué le llamó la atención?

No solo nuestro discurso ha cambiado. Siento que hay un cambio en la velocidad en la que estamos. Siento a la gente, si bien saturada de lo virtual porque estamos metidos en esto ahora, también la siento más comprometida, más anclada a escuchar y a participar.

Me hubiese encantado estar en el lugar y compartir con las personas en los pasillos (...) pero, también siento que se ha vuelto un espacio más íntimo. Espero que esto permita que la gente esté más perceptiva a escuchar ideas de cómo puede cambiar en su cotidianidad, sabiendo que muchos hemos hecho conciencia de nuestra relación desequilibrada con el planeta. Es necesario hacer lo que nos toca para tratar de alcanzar un equilibrio de cualquier tipo.

No sé que tipo de equilibrio necesitamos, pero sí necesitamos cambiar y balancear las cosas de una mejor manera.

-Y ese cambio del cual usted habla, ¿se acentúa más con la pandemia que tomó a todos desprevenidos?

No sé si desprevenidos, pero yo creo que nadie se imaginó que esto iba a suceder por un periodo de tiempo tan largo.

Creo que una de las cosas más importantes ahora es hacernos más conscientes. Lo que hace cada uno de nosotros cuenta y cada una de nuestras decisiones de consumo sí tienen un impacto real en todo el sentido de la palabra. No solo es el tema de los recursos que estamos consumiendo, sino también el tema social.

¿Qué hacemos nosotros en cuanto a nuestro consumo? Es muy importante y en lo particular es lo que más me gusta de este foro del BIOWEEK. Te ofrece mucha información y ejemplos de casos en donde tú puedes ver que sí es posible tener un consumo más responsable.

Siempre que hacemos charlas de este tipo con cualquiera de nuestros exploradores, una de las cosas que siempre les pedimos es que necesitamos ese llamado a la acción y esto se traduce en dar consejos prácticos a cada una de esas personas que están escuchando, sobre cambios que se pueden hacer en la vida cotidiana y que marquen la diferencia.

PUEDES VER La ciencia “todavía no está lista” para la modificación genética de embriones humanos, según expertos

-¿De qué manera National Geographic Society apoya los cambio que experimenta el mundo en la actualidad?

Nosotros llevamos más de 100 años desarrollando proyectos de investigación científica, de conservación, de educación y de todo. En los últimos 40 años o más, hay un compromiso bien marcado y es en el tema de entender cómo tener un planeta más equilibrado. También, entender en cómo hemos ido cambiando, el impacto del hombre y cómo necesitamos ahora en revertirlo o cómo podemos solucionarlo.

Desde hace unos años empezamos a plantear esa posibilidad de abrir proyectos que tengan que ver con desarrollo de tecnología para la sustentabilidad y eso para nosotros es muy relevante. El compromiso es total, eso es gran parte nuestro enfoque sobre qué apoyamos o qué queremos buscar en la actualidad.

-¿Qué ha cambiado en comparación a años anteriores?

Si nos ponemos en el contexto del año 1900, ¿qué estaba apoyando National Geographic? National Geographic apoyaba cosas que tenían que ver con la exploración, mapear zonas del mundo que no estaban mapeadas, a descubrir esas áreas nuevas, ir al fondo del mar a ver qué es lo que hay o documentar todas estas maravillas del mundo.

A partir de la década del 60, se empieza a dar un cambio de: ’Oye, no solo son las maravillas sino que las maravillas están en peligro’, se empieza a ver el deterioro ambiental y empieza a verse también esa necesidad de nuestra parte en documentar y mostrar al mundo esa cara que esta reflejando una relación muy negativa del hombre con su entorno.

Se ha visto que las prioridades de nosotros han ido cambiando no solo en lo natural sino en lo social. Es decir, tenemos que empujar a que haya un planeta más en balance. Asimismo, mostrar los casos de éxito para que la gente se inspire a que el cambio es posible y muy necesario.

Ahora, entre nuestras prioridades está el tema de casos críticos, el medio natural, la sustentabilidad y cómo lo vamos a comunicar.

Y no es que no vamos a explorar las partes del planeta no vistas, sin duda eso también es importante.

PUEDES VER La historia de una profesora que fingió ser afrodescendiente para su beneficio profesional

-Se ha visto que National Geographic está apoyando proyectos periodísticos o historias que surgen durante la pandemia de COVID-19, ¿cómo se ha manejado el programa hasta ahora?

Es un proyecto increíble. La institución es de las pocas que apoya a los storytellers y en este contexto en el que estamos cómo no apoyar a los narradores de historias.

La idea del Fondo de emergencia COVID-19 es apoyar a personas y sobre todo a periodistas, fotógrafos y documentalistas en todo el mundo para que podamos tener acceso a historias que difícilmente van a ser las que te estén contando los medios de comunicación.

En el portal https://www.nationalgeographic.org/ está toda la información del Fondo COVID-19 para periodistas. Foto: captura web.

Hay un foco general que se ha dado y es el tema de salud, cuántos muertos hay o cuántos infectados van. Nosotros lo que queremos hacer es: ’A ver, cuéntame esas historias que yo no estoy escuchando y que son más como a nivel comunidad, más locales y más intimas para saber qué es lo que está sucediendo con la pandemia’.

En Latinoamérica, tenemos un mosaico interesante de historias que van desde ¿qué pasa con las comunidades que viven en la periferia de Lima y que no tienen acceso al agua? cuando el agua se vuelve un recurso fundamental de vida, porque necesitas toda esa sanidad para no infectarte del virus,

También están los temas como el de las comunidades indígenas que no tienen acceso a la salud, el regreso de la medicina natural como único recurso para tratar la enfermedad y otro es cómo se está manejando el tema de los repartidores de comida, quienes están en la línea frontal, saber quién los está protegiendo, su sistema de salud, entre otros.

Esto vuelve a poner algo que no es nuevo; es decir, esas injusticias están ahí. Además, vemos como le ponen otro énfasis en temas de justicia social, de acceso a la salud, del empleo y de muchas cosas más.

Este fondo lo abrimos en marzo y va a estar abierto hasta octubre. No son montos muy grandes, pero la idea es poder apoyar en registrar todas estas historias a nivel mundial.

PUEDES VER OMS solo avalará una vacuna que sea eficaz y segura contra la COVID-19, afirma Tedros [VIDEO]

-¿Cuáles son los próximos proyectos para National Geographic Society?

Por el momento, continuar con el Fondo COVID-19 hasta octubre. Seguimos trabajando con varios de nuestros exploradores que están haciendo investigación, observación y educación para generar nuevos proyectos sobre cómo va a cambiar la dinámica del mundo con la COVID-19, nuestra nueva normalidad, qué cambios vemos y cómo vamos a adaptarnos.

Para el año que entra, vamos a abrir el ciclo normal de las becas que en este 2020 se tuvo que paralizar, pero no porque no tuviésemos los recursos financieros, sino porque ha sido un año en donde todo el mundo paralizó actividades. En ese sentido, difícilmente vas a poder llevar a cabo tu proyecto como lo pensabas porque no se puede salir.

La idea es que en enero se retome el ciclo de aplicaciones y de becas como se debe. En cuanto a la parte de la plataforma de comunicación viene un reforzamiento de la campaña “Lo que haces cuenta”, con contenido para octubre sobre el cambio climático, reforzar ese mensaje de que lo que hacemos cuenta y va a tener un impacto en el planeta.

Video Recomendado