Brasil: ¿en qué casos el aborto es un derecho garantizado?

Mundo LR

larepublica_pe

19 Ago 2020 | 4:37 h
Fachada del Centro Integrado de Salud Amaury de Medeiros (CISAM) de Recife (Brasil), una clínica materna pública de referencia en el país para procedimientos de interrupción de embarazo. Foto: EFE.
Fachada del Centro Integrado de Salud Amaury de Medeiros (CISAM) de Recife (Brasil), una clínica materna pública de referencia en el país para procedimientos de interrupción de embarazo. Foto: EFE.

El aborto legal practicado a una niña de 10 años en el país más grande de América Latina reavivó la polémica. Religiosos cuestionaron el derecho de la menor.

Una niña de 10 años de edad en Brasil, que quedó embarazada tras sufrir abuso sexual, pudo interrumpir su embarazo gracias a la autorización de la Justicia, a pesar de que la ley en el país más grande de América Latina solo les da ese derecho a las mujeres en determinados casos.

Durante décadas, las organizaciones de derechos humanos han tratado de consolidar que el aborto sea una decisión exclusiva de las mujeres. Los fundamentalistas religiosos cuestionaron el derecho de la niña de 10 años a someterse a una cirugía, que está previsto por la ley en el país desde hace 80 años.

PUEDES VER Justicia de Brasil autoriza interrupción voluntaria del embarazo en menor que sufrió abuso sexual

El artículo 128 del Decreto Ley N ° 2.848 del 7 de diciembre de 1940 dice que el aborto se considera legal cuando el embarazo es resultado de abuso sexual o pone en peligro la salud de la mujer. Además, en el 2012, una sentencia del Tribunal Supremo Federal (STF) estableció que se permite interrumpir el embarazo cuando se observa que el feto es anencefálico, es decir, un cerebro subdesarrollado o incompleto.

Por lo que, a través del Sistema Único de Salud de Brasil, una mujer que se encuentre en la presencia de estos tres casos tiene el derecho de abortar.

Cabe precisar que cuando el embarazo pone en riesgo la vida de la mujer o del feto no hay límites de semanas para realizar el aborto. Mientras que cuando es un caso de abuso sexual las semanas se limitan entre 20 y 22.

Además de ello, la legislación no exige que las mujeres presenten pruebas o un informe de que han sido víctimas de abuso sexual para tener un aborto.

Fuera de estas situaciones, interrumpir el embarazo es un delito en Brasil. Tener un aborto inducido puede resultar en que una mujer sea encarcelada de uno a tres años o que dé permiso para que otra persona realice el aborto. En este último caso, la persona que realizó el procedimiento enfrentará de uno a cuatro años de prisión.

PUEDES VER Jair Bolsonaro: primera dama de Brasil anuncia que está recuperada del coronavirus

Cuando el aborto es inducido y provocado sin el consentimiento de la mujer, la persona que lo provocó puede enfrentar de tres a diez años de prisión.

Cuba, Uruguay, Guyana, Guayana Francesa y Puerto Rico son los países de América Latina en donde el aborto está garantizado y sin restricciones. Mientras que, en México, solo está permitido en la Ciudad de México y en el estado de Oaxaca.