VACUNAFEST - Todo sobre la jornada de inmunización a jóvenes de 23 años, rezagados y más
EN VIVO - Alianza Lima vs. Alianza Atlético por la Liga 1

EE. UU.: condenan a mujer que asesinó a su hijo al ahogarlo con su propia sangre

"Tuve el privilegio de tenerlo como mi hijo. Lo amaba y ahora lo extraño", señaló la asesina.

La mujer cometió el homicidio en abril del 2019. (Foto: AP)
La mujer cometió el homicidio en abril del 2019. (Foto: AP)
Mundo LR

En Estados Unidos, una mujer que asesinó a su hijo de cinco años en abril del 2019 fue condenada a 35 años de prisión por las autoridades judiciales del condado de McHenry, Illinois.

La homicida, identificada como JoAnn Cunningham, mató al menor de edad al golpearlo brutalmente hasta dejarlo inconsciente y lo ahogó con su propia sangre.

PUEDES VER La rusa que se casó con su exhijastro que crió desde los siete años

Tras cometer el crimen, ella junto con su pareja, enterraron el cuerpo de la víctima en un terreno ubicado a escasos metros de su domicilio. Esto permitió que ambos denuncien la desaparición de su hijo ante los agentes policiales.

No obstante, los oficiales descubrieron incongruencias en el relato que dieron los padres, por lo que los consideraron como sospechosos del asesinato. Cuando investigaron su casa, notaron que había una habitación con varios candados. Sumado a la autopsia del agraviado y grabaciones de los acusados, los uniformados lograron confirmar la hipótesis que sostuvieron.

PUEDES VER Abrió una tienda y camina: la nueva vida de un hombre que vivió más de 20 años doblado a la mitad

El pasado 9 de julio, JoAnn Cunningham declaró ante el juez Robert Wilbrandt y se arrepintió del asesinato. “Tuve el privilegio de tenerlo como mi hijo. Lo amaba y ahora lo extraño”, subrayó.

“La señora Cunningham fue responsable de esa vida y ahora ella debe ser responsable de su muerte”, aseveró Wilbrandt.

Por otro lado, el padre de la víctima, Drew Freund, también fue acusado de asesinato en primer grado, pero lo declararon inocente, aunque tendrá que presentarse ante la corte cada fin de mes.