FBI: China espía y hackea a farmacéuticas y centros de investigación que luchan contra COVID-19

08 Jul 2020 | 8:25 h
Xi Jinping, presidente de China, fotografiado en una rueda de prensa. Foto: AFP.

Christopher Wray, jefe del FBI, afirmó que cada diez horas la agencia estadounidense abre un nuevo caso de contrainteligencia relacionado con China, que "pretende convertirse en la única superpotencia del mundo".

Estados Unidos. El FBI está convencido de que los actos de espionaje y de robos de información continuos por parte de China, al mando de Xi Jinping, representan la mayor amenaza a largo plazo para el futuro de Estados Unidos.

En una comparecencia realizada este martes 7 de julio ante el Instituto Hudson en un conocido laboratorio de ideas de Washington, el director del FBI, Christopher Wray, analizó las relaciones chino-estadounidenses, que no atraviesan su mejor momento tanto a nivel político como comercial.

PUEDES VER Donald Trump: su disputa con exdirector del FBI se convertirá en serie de TV

El director del FBI calificó a China como “la mayor amenaza a largo plazo para la información y la propiedad intelectual de nuestra nación y para nuestra vitalidad económica”, y señaló que el FBI tiene más de 2.000 investigaciones abiertas que vinculan al Gobierno chino.

Al momento de su intervención, según medios estadounidenses, Christopher Wray aseguró que los piratas informáticos chinos se han movido rápidamente para atacar a las instituciones farmacéuticas y de investigación de EE. UU. que tratan de avanzar en la lucha contra el coronavirus.

Lazy loaded component

En un discurso de casi una hora, el responsable del FBI describió una campaña de gran alcance, orquestada por Pekín, de espionaje económico, robo de datos y monetario y actividades políticas ilegales, utilizando el soborno y el chantaje para influir en la política estadounidense.

PUEDES VER EE.UU.: sujeto perdió la mano fabricando bombas caseras para atacar a porristas

“Ahora hemos llegado a un punto en el que el FBI está abriendo un nuevo caso de contrainteligencia relacionado con China cada 10 horas”, dijo Wray en palabras que reproduce la cadena CNN.

Además de los 1.000 casos de este tipo, ha habido más de 1.000 indagatorias relacionadas con el robo de datos personales, intrusiones en investigaciones universitarias o presiones a disidentes que han huido a Estados Unidos.

El director del FBI dijo que el presidente chino, Xi Jinping, habría encabezado además un programa llamado “Fox Hunt”, dirigido a ciudadanos chinos que viven en el extranjero y que son vistos como amenazas por el Gobierno de Pekín, con el objetivo de intimidarlos.

“Estamos hablando de rivales políticos, disidentes y críticos que buscan exponer las extensas violaciones de derechos humanos de China”, dijo Christopher Wray. “El Gobierno chino quiere obligarlos a regresar a China y sus tácticas para lograrlo son impactantes”.

China está comprometida en un esfuerzo de todo el estado para convertirse en la única superpotencia del mundo por cualquier medio necesario”, agregó.

FBI: China tiene “preferencias” para las elecciones en EE. UU.

En la misma alocución, Christopher Wray señaló que China tiene “preferencias” para las próximas elecciones en Estados Unidos. “La campaña maliciosa de influencia externa de China se dirige a nuestras políticas, nuestras posiciones 24/7, 365 días al año”, declaró el experto del FBI.

Para él "no es una amenaza específica" para las elecciones de noviembre, cuando el presidente republicano Donald Trump buscará un nuevo mandato frente al demócrata Joe Biden.

Esas presiones son “todo el año, todo el tiempo” y “ciertamente eso tiene implicaciones para las elecciones y en verdad ellos tienen preferencias”, añadió sobre el Gobierno de Xi Jinping.

Video Recomendado