Brote de peste negra: la historia detrás de la enfermedad que ha renacido en Mongolia

Mundo LR

ediciondigital@glr.pe larepublica_pe

04 Jul 2020 | 22:04 h
Algunos doctores utilizaban máscaras que parecían picos de aves llenas de artículos aromáticos para tratar a pacientes de peste negra. (Foto: PlagueDoctorsMask)
Algunos doctores utilizaban máscaras que parecían picos de aves llenas de artículos aromáticos para tratar a pacientes de peste negra. (Foto: PlagueDoctorsMask)

Revisa AQUÍ cada uno de los detalles de los brotes más peligrosos de la enfermedad que trae nuevos casos en el país asiático. Además, revisa cuáles son los síntomas y las formas de contagio.

Amenaza mundial. La peste negra es considerada una de las enfermedades que provoca más víctimas mortales a lo largo de la historia. Motivo por el que el informe de un brote en la zona occidental de Mongolia, límite con Rusia, ha causado gran preocupación. De momento, las autoridades impusieron la cuarentena en dicha región, donde se han confirmado la presencia de dos infectados. Esta situación ha generado muchas dudas respecto a la forma de transmisión de la bacteria que provoca la peste bubónica, los síntomas que manifiestan los contagiados y si existe un tratamiento contra este mal. Consulta AHORA esta nota para dar con todas estas respuestas sobre el mal que aqueja al país asiático.

PUEDES VER Emerge un nuevo brote de peste bubónica en Mongolia tras consumir carne de marmota cruda

¿Dónde se originó la peste negra?

A lo largo de la historia, la peste negra ha tenido diferentes brotes en el mundo. El primero de ellos se remonta al siglo VI cuando golpeó al Imperio Romano que, en ese entonces, se encontraba bajo el mando del Emperador Justiniano. Se calcula que la ciudad de Constantinopla perdió a un 40 % de su población.

Lazy loaded component

Sin embargo, su aparición en Europa entre 1347 y 1351 fue aún más letal. De acuerdo a los historiadores de la época, el brote creció porque inicialmente fue imposible determinar las causas de los contagios.

Finalmente, se esclareció que las ratas que venían de China estaban infectadas con la bacteria Yersinia pestis y que su transmisión se daba a través de las picaduras de pulgas. Se recuerda que fueron los habitantes del continente Euroasiático los más afectados y que se perdió entre el 30 % y 40 % de la población.

¿A cuántas personas mató la peste negra?

El total de vidas perdidas por la peste negra durante la Edad Media varía de acuerdo a los especialistas. Sin embargo, la cifra aproximada de fallecidos asciende a 25 millones. En el caso de las ciudades con mayor número de casos, como París donde se enterraban 500 muertos al día, el índice de defunciones era mucho más alto.

Se sabe también que, debido a los pequeños rebrotes de la enfermedad, el continente europeo tardó cerca de 200 años en recuperar la cantidad de habitantes que tenía antes de la llegada de este mal.

PUEDES VER Corea del Norte define su gestión ante el coronavirus como un “brillante éxito”

¿Cómo terminó de desaparecer la peste negra?

Al descubrir el origen de la peste negra fue posible tomar medidas para evitar su propagación. Sin embargo, durante los años siguientes a esta enfermedad, se produjeron algunos cambios como el aumento en la emigración de campo a la ciudad y el aumento de salarios por la falta de personal. Por otro lado, los campesinos pudieron acceder a las tierras abandonadas. Esto generó un impulso en la economía rural.

¿La peste negra se transmite de persona a persona?

Solo las personas que presentan la peste pulmonar, una de las clasificaciones de la negra que afecta a los pulmones, pueden transmitirla de persona a persona. Este es el tipo menos frecuente de este mal, pero sí el más peligroso.

Los síntomas se presentan a unas horas del contagio y requiere consultar a un especialista y cumplir con el tratamiento de antibióticos dentro de las 24 horas después de haber presentado los malestares. La transmisión en este caso puede darse mediante microgotas provenientes de un acceso de tos de la persona enferma.

PUEDES VER Científicos logran, sin operación, devolverles la vista a ratas ciegas

¿Qué produce la peste negra?

La aparición de la peste negra se debe a la presencia de un agente infeccioso de nombre Yersinia pestis que reside en las ratas y demás animales de esta especie. Su transmisión es posible principalmente a través de las picaduras de pulgas.

Los especialistas, como Mayo Clinic, señalan que el mencionado organismo vive en pequeños roedores (ratas, ratones, ardillas, conejos) de zonas rurales de África, Asia y Estados Unidos. Además, apuntan que, a pesar de que el mayor índice de casos tiende a ser por las mencionadas picaduras, el contagio por contacto con animales ya infectados también es posible.

¿Cuáles son los síntomas de la peste negra?

Los síntomas de la peste negra varían de acuerdo a la zona que esta afecte. En la mayoría de los casos tienden a ser los bubones (ganglios linfáticos) las zonas más comprometidos. AQUÍ la lista de los malestares más comunes.

- Inflamación y sensibilidad de los ganglios linfáticos ubicados en la ingle, las axilas y el cuello

- Fiebre y escalofríos

- Dolores de cabeza

- Fatiga constante

- Dolores musculares

Por otro lado, existen pacientes que pueden presentar complicaciones en los pulmones. Esta afección llamada peste neumónica no es la más común, pero sí la más letal. A continuación, los síntomas de estos casos.

- Tos con sangre en la expectoración

- Falta de aliento

- Náuseas y vómitos

- Fiebre alta

- Dolor de cabeza

- Dolor en el pecho

- Debilidad

Tratamiento para la peste negra

El tratamiento para combatir la peste negra debe ser recetado por un especialista de la salud de acuerdo a cada paciente. Sin embargo, la clave para hacer frente a esta enfermedad es la aplicación de antibióticos como estreptomicina, gentamicina, doxiciclina o ciprofloxacina. No se recomienda la automedicación.

En el caso de la afección a los pulmones, los infectados deben ser aislados de las demás personas para evitar contagios.

Video Recomendado

Lazy loaded component