LO ÚLTIMO - Viviendas de Mala y Lima metropolitana colapsaron tras sismo de magnitud 6.0

Gato peruano que fue adoptado en Cusco podría recibir la eutanasia en Bélgica

Mundo LR

Lee fue adoptado en Cusco pero podría ser sacrificado en Bélgica. Foto: Facebook
Lee fue adoptado en Cusco pero podría ser sacrificado en Bélgica. Foto: Facebook

Los agentes belgas recalcaron que Perú es “un país de alto riesgo para la rabia”, por lo que exigen el sacrificio del gato, además de reclamarle 5.000 euros por hora mientras no lo asesinen.

A finales de marzo, una joven belga de 23 años adoptó a un felino en Catfetín Cat Café, albergue café de gatos en Cusco. Tras esto, regresó a su país donde vive con su hermoso Lee. Sin embargo, desde hace días no puede vivir tranquila, pues quieren someter al pequeño Lee a la eutanasia.

Antes de ser adoptado por la joven Selena Ali, el felino de nombre Lee fue hallado en el almacén del patio de una persona que le ofreció hogar en Cusco. Días después, buscó apoyo del Catfetín Cat Café, donde recibió una desparasitación y la primera dosis de triple felina.

PUEDES VER Crédito a trabajadores independientes: mira todos los detalles sobre el apoyo de 25.000 pesos

Selena Ali llegó a inicios de este año a Cusco, donde realizó un voluntariado en un albergue de niños. La joven belga se convirtió en una cliente regular del cafetín, por lo que se encariño del felino. Cuando consiguió regresar a su país, decidió llevarse al felino gracias a la ayuda de la embajada de Bélgica.

El pasado 24 de marzo, el gato recibió su vacuna contra la rabia, además de tener un certificado médico necesario para el viaje. Todo marchaba bien; sin embargo, ahora la joven estudiante de psicología lanzó una petición online para que no le practiquen la eutanasia al minino.

Lee fue adoptado en Cusco pero podría ser sacrificado en Bélgica. Foto: Facebook

PUEDES VER Canasta Solidaria: revisa aquí cómo y dónde obtener el kit alimenticio en Ecuador

¿Cuál es la situación actual del gato Lee?

Los inspectores de la Agencia Federal para la Seguridad Alimentaria (FASFC) cuestionaron la presencia del gato, pese a que tiene certificados de buena salud. De acuerdo a la portavoz Héléne Bonte, le informaron a Selena que “antes de su partida desde Perú que el gatito Lee no tenía permitido venir”. ¿El motivo? Argumentaron que “Perú es un país de alto riesgo para la rabia”.

El pasado 12 de mayo, la Policía local junto con un inspector de la FASFC ingresó a la casa de Selena Ali en Stabroek. Los oficiales fueron a recoger al gato Lee para sacrificarlo. Sin embargo, la joven belga reveló que no iba a decir dónde estaba la mascota, según el medio HLN.

Lee fue adoptado en Cusco pero podría ser sacrificado en Bélgica. Foto: Facebook

PUEDES VER Argentina: salida recreativa para niños rige desde este fin de semana

Estado exige la eutanasia del gato

Selena explicó también que según los veterinarios consultados, Lee se encuentra completamente saludable y no muestra signos de rabia. “Mi abogado Anthony Godfroid cuestionó la decisión de la eutanasia ante el Consejo de Estado. La región de Cusco donde estaba, ha estado ‘libre de rabia’ durante diez años”, expresó Selena Ali.

Pese a que se contactó con el alcalde del distrito y animalistas, la vida de Lee se encuentra en peligro, así lo reportaron algunos medios locales de Bélgica.

Este 15 de mayo se celebró una audiencia ante el Tribunal de Primera instancia holandesa de Amberes sobre el gatito Lee. El caso ha tomado un giro ultra-autoritario: AFSCA reclama 5.000 EUR por hora a Selena Ali, mientras no deje que su gato Lee sea asesinado. La Agencia también exige una prohibición de palabra de la propietaria bajo pena de 1.000 euros de multa por infracción”, expresó la organización GAIA.

UPDATE LEE 😽 / Ce 15 mai, une audience a eu lieu devant le tribunal de Première instance néerlandophone d'Anvers...

Posted by GAIA - Global Action in the Interest of Animals on Friday, May 15, 2020