CIERRE DE CAMPAÑA POR ELECCIONES 2022 - Sigue los eventos principales por la Alcaldía de Lima
ELECCIONES MUNICIPALES 2022 - Conoce dónde votar este domingo 2 octubre
Mundo

Rusia califica como “indignas” las acusaciones de EE. UU. a China por brote del coronavirus

Para el Gobierno ruso, las imputaciones de los altos funcionarios estadounidenses sobre el manejo chino del coronavirus carecen de fundamento.

Rusia y China son aliados estratégicos. (Foto: Difusión)
Rusia y China son aliados estratégicos. (Foto: Difusión)

El Gobierno de Rusia expresó este jueves su incomodidad por los señalamientos de Estados Unidos hacia China como culpable del brote de la COVID-19 en el mundo. Esta postura fue revelada por el canciller ruso, Serguéi Riabkov.

“Hemos expresado nuestra postura al respecto reiteradamente, y esta consiste en que no existe ningún fundamento para reprochar a China ninguna acción inoportuna, incorrecta o inapropiada a lo largo de la lucha contra la COVID-19”, indicó el funcionario.

Asimismo, el ministro de Relaciones Exteriores agregó que, con sus declaraciones, los políticos y diplomáticos estadounidenses, en los que se incluye al presidente Donald Trump, tratan de imponer un “discurso antichino” en la comunidad internacional a través de sus múltiples quejas.

Por el contrario, Riabkov pidió que estos esfuerzos “indignos” sean abandonados para que los países inicien una lucha conjunta para enfrentar la pandemia del coronavirus y reiniciar la economía mundial sin hacerle mayor daño al planeta.

Recientemente, Donald Trump dirigió sus sospechas hacia el gigante asiático por la propagación del virus. Desde deslizar que se creó en un laboratorio en Wuhan, hasta anunciar la publicación de un informe en el que se detallaría el real origen del SARS-CoV-2.

Como respuesta, China hizo público la semana pasada un informe con 24 “acusaciones absurdas” de altos mandos americanos sobre el manejo que tuvo Pekín del brote de coronavirus, e indicó que ha provisto información “abierta y transparente” sobre el manejo de la pandemia.

Hasta el momento, EE. UU. es el país con más casos confirmados de COVID-19 en el mundo. La cifra de contagios llegó el último jueves a 1 417 889, mientras que 85.906 personas han perdido la vida.