Lazy loaded image

Anciana fallece y deja en su testamento 9 millones de dólares para la caridad

La mujer no era casada, tampoco tenía hijos, y el resto de su familia nunca estuvo enterada de la cantidad de dinero que tenía. Fueron 15 organizaciones que se repartieron el dinero.

La República
21 Feb 2020 | 18:14 h

Sheila Woodcock, de Australia, falleció a los 87 años en mayo de 2018; sin embargo, su familia no esperaba que la mujer tenga tanto dinero, ya que nunca lo hizo saber. No era casada, tampoco tuvo hijos, es por ello que su herencia de 9 millones de dólares la repartió a diferentes asociaciones benéficas.

Según informó New Castle Herald, la australiana siempre se dedicó a ayudar a los más necesitados a través de donaciones. De allí proviene su última voluntad de seguir colaborando.

PUEDES VER: Multan a pareja que fue descubierta teniendo relaciones sexuales en plena vía pública

Kent Woodcock, primo de la mujer fallecida señaló que a pesar que ella nunca habló de la cantidad de dinero que tenía, él sabía que muchas organizaciones le escribían y llamaban para agradecerle por las sumas que recibían de su parte.

Además, detalló que ella nunca quiso recibir ningún tipo de reconocimiento por su generosidad, principalmente porque vivía sola y temía que alguien le fuera a hacer daño.

PUEDES VER: La desgarradora historia del hombre más inteligente de la historia [VIDEO]

Tras descubrir a los beneficiarios del testamento, Kent invitó a las 15 afortunadas a reunirse en una oficina para revelar el documento que incluye alrededor de 9 millones de dólares para repartir entre ellos.

“Su filantropía fue increíble. Básicamente todo su patrimonio va a organizaciones benéficas. No creo que nadie haya hecho algo como esto y no creo que alguien lo vuelva a hacer", señaló el primo de Woodcock.

PUEDES VER: “Quiero suicidarme”: niño con enanismo llora por bullying que sufre en la escuela [VIDEO]

Además, resaltó que si bien, cada entidad estaba enterada de la cantidad de dinero que recibiría, no estaban al tanto del total que sería repartido entre todas. “No es tristeza por su fallecimiento, es ‘mira lo que ha hecho, mira lo que está haciendo’”, señaló.