México pide priorizar el diálogo ante posible guerra entre Estados Unidos, Irán e Irak

Mundo LR

México hace un llamado al diálogo ante complicado panorama internacional. (Foto: Multimedios)
México hace un llamado al diálogo ante complicado panorama internacional. (Foto: Multimedios)

La Secretaría de Relaciones Exteriores de México manifestó su preocupación por la tensa situación que se vive a nivel mundial e hizo un llamado para priorizar el diálogo.

El ataque de Estados Unidos a fuerzas militares de Irán e Irak ha desatado una ola de preocupación ante lo que, para muchos, podría ser el inicio de una Tercera Guerra Mundial. El gobierno de México, consciente de la gravedad de esta situación, emitió un comunicado, a través de sus redes sociales, donde hace un llamado al diálogo y a la negociación.

La Secretaría de Relaciones Exteriores de México manifestó estar al tanto de los recientes acontecimientos en el Medio Oriente y de la participación de Estados Unidos en ellos. Por este motivo, pidió a todos los involucrados actuar con mesura y en respeto de los principios constitucionales que rigen a la sociedad.

PUEDES VER ¡Atención Estados Unidos!: Irán puede construir bomba nuclear en un año

“En apego a los principios constitucionales de política exterior, refrenda el valor del diálogo y la negociación en la solución de controversias internacionales“, es parte del mensaje que compartió el organismo mexicano con el objetivo de poner paños fríos al complicado panorama mundial.

La publicación de este mensaje llega horas después de que el gobierno de Donald Trump haya anunciado públicamente que existen altas probabilidades de que se produzca un ataque de Irán a las tropas norteamericanas que se encuentran en dicho país. Esto en represalia al bombardeo orquestado por Estados Unidos, con la aprobación del presidente, que acabó con la vida del general iraní Qasem Soleiman.

PUEDES VER Soldados de EE. UU. comienzan su despliegue en Medio Oriente [VIDEO]

Además, se recuerda que, durante el funeral del mencionado militar, uno de los oradores del evento pidió que todos los habitantes de Irán recolecten el monto de 80 millones de dólares como recompensa a quien les entregue la cabeza del presidente de Estados Unidos.