Imagen del cometa Borisov, comparado con la Tierra, 13 veces más pequeña que la cola del objeto interestelar. Foto: Universidad de Yale.
Imagen del cometa Borisov, comparado con la Tierra, 13 veces más pequeña que la cola del objeto interestelar. Foto: Universidad de Yale.

Borisov, el “viajero interestelar” que se acerca hoy a la Tierra. ¿Qué se sabe de este objeto?

Viene de otro sistema solar y tiene una cola que es 14 veces el tamaño de la Tierra. Conoce su trayectoria y qué misterios trae consigo.

Mundo LR
08 Dic 2019 | 10:49 h

Tras una larga travesía desde otro sistema solar, el cometa 2I/Borisov hará su su primer acercamiento a la Tierra este domingo 8 de diciembre. El mismo día hará su perihelio, es decir, se aproximará como nunca antes al Sol.

El visitante interestelar fue descubierto el 30 de agosto por el astrónomo aficionado Gennadiy Borisov, en el observatorio de Margo, en Crimea. Se trata del segundo objeto fuera de nuestro sistema solar que ha sido registrado, después de ‘Oumuamua’, que era mucho más pequeño.

El cometa interestelar Borisov captado por el telescopio espacial Hubble de la NASA. Captura de video.

PUEDES VER Descubren un planeta gigante que es cuatro veces más grande que su estrella

El 24 de noviembre, los astrónomos de la Universidad de Yale (EE. UU.) usaron el Observatorio Keck en Hawai y captaron la imagen más cercana del cometa.

“Borisov posee una cola de casi 160.000 kilómetros de largo, Eso es aproximadamente 14 veces el diámetro de la Tierra. Es alentador darse cuenta de lo pequeña que es nuestro planeta al lado de este visitante de otros sistema solar”, indicó Pieter van Dokkum, uno de los científicos que obtuvieron la imagen.

Laughlin, otro de los astrónomos de Yale, informó que el cometa expulsa una cola de gas y polvo porque se va evaporando a medida que se acerca a la Tierra. Esto se debe a que está reaccionando al calentamiento del Sol.

PUEDES VER El final inevitable: científicos muestran video de cómo el Sol devorará la Tierra

El origen de Borisov

Estudios anteriores sugieren que Borisov se formó un sistema solar conocido como Kruger 60 (constelación de Cefeo), a 13 años luz de la Tierra. Asimismo, se indicó que fue expulsado al espacio interestelar como consecuencia de una colisión parcial con un planeta.

La enorme cola del cometa opaca su cuerpo, que mide aproximadamente 1,6 km de diámetro, mucho mayor a los 170 metros que mide Oumuamua, captado en 2017 cuando ya volvía al espacio interestelar.

Borisov, en cambio, fue descubierto incluso antes de que ingrese a nuestro sistema solar, lo que ha permitido un estudio más detallado. Según un comunicado de la Universidad de Yale, esto posibilita a los investigadores “descubrir información sobre planetas ajenos a nuestro sistema solar”.

Pero no solo eso, a finales de octubre, la NASA descubrió enormes cantidades de agua saliendo del cometa cada segundo mientras viajaba a 177.000 km/h. Este hallazgo incluso podría ser indicio de un planeta como la Tierra en su sistema solar de origen.

Los astrónomos de Yale revelaron dos imágenes: una del cometa solo y otra comparando el tamaño de su cola con la Tierra.

Oportunidad para ver un objeto ‘del más allá’

Después del perihelio de este domingo, Borisov continuará su viaje por el Sistema Solar. Pero la Tierra, por su movimiento de traslación, se acercará aún más al cometa para finales de diciembre.

Además de los astrónomos, que utilizarán los telescopios más potentes del planeta para obtener datos más precisos del cometa, los aficionados podrían observar a Borisov durante el mes, para lo que necesitarán un equipo altamente sofisticado.

Video Recomendado