Laurent quiere crear órganos artificiales.

Tiene 9 años y está a punto de graduarse en Ingeniería Eléctrica [FOTOS]

Laurent Simons no se detiene. A los seis años inició el colegio y a los siete ya había terminado la secundaria. Ahora quiere sacar un doctorado mientras comienza su segunda carrera: Medicina.

Mundo LR
19 Nov 2019 | 8:23 h

En los Países Bajos están impresionados con el prodigioso intelecto de Laurent Simons, un niño de apenas nueve años que está a punto de graduarse en Ingeniería Eléctrica en la Universidad Tecnológica de Eindhoven.

Las nuevas metas de Laurent son estudiar un doctorado en la misma carrera y empezar con Medicina, informa CNN. No obstante, su mayor sueño es desarrollar órganos artificiales.

PUEDES VER: Los esposos que viven juntos tras el divorcio: uno se enamoró del ex de su hija

De acuerdo con declaraciones brindadas por los padres del niño, Lydia y Alexander Simons, el cociente intelectual de Laurent es 145. No creyeron que se trataba de algo extraordinario, aunque los abuelos ya les habían advertido que tenían a un ‘genio’ como hijo.

Cuando el menor empezó la escuela, a los 6 años, rápidamente demostró su capacidad para aprender. Los profesores quedaron maravillados con él y le hacían una prueba tras otra para medir su inteligencia.

Desde temprana edad, Laurent demostró sus dotes inteligentes y dejó maravillado a sus profesores. Foto: Difusión

“Notaron algo muy especial en Laurent, nos dijeron que era como una esponja”, aseguró la madre.

Durante el primer año de escuela, el niño dirigió un proyecto de investigación en el Centro Médico Académico (AMC), en Ámsterdam. Los cursos le parecían demasiado ‘aburridos’ porque eran muy fáciles para él.

Fue por eso que acabó la secundaria con tan solo siete años. En 2018 continuó con los estudios universitarios y optó por Ingeniería Eléctrica, que ya está por culminar.

PUEDES VER: Le tiraron una roca para robarle el auto y mataron a su hija de dos años

“Laurent es simplemente extraordinario (...) Es el estudiante más rápido que hemos tenido aquí. No solo es hiperinteligente, sino también un niño muy comprensivo”, aseguró Sjoerd Hulshof, director de la Universidad Tecnológica de Eindhoven.

Laurent, el niño de 9 años que culminará su carrera como ingenerio. Foto: Difusión

No obstante, pese a los rápidos avances y los grandes logros de su hijo, sus padres señalan que Laurent es un niño como cualquier otro. Su vida no solo es estudios y pasa mucho tiempo con su perro Sammy para jugar.

“Él es solo un niño normal disfrutando de la vida”, manifestó Alexander.

Adhara Pérez, “la niña genio” que superó el coeficiente intelectual de Einstein y Hawking

Cuando Adhara Pérez, natural de México, estudiaba en el kinder, o educación preescolar, sufrió bullying por parte de sus compañeros de aula, debido a que usualmente se quedaba dormida en clase; no obstante, su madre sabía que su hija era diferente ya que a su corta edad poseía conocimientos sobre álgebra, aritmética e incluso los elementos de la tabla periódica.

Nallely Sánchez, madre de la menor, decidió llevar a terapia a su hija y el psiquiatra les recomendó acudir al Centro de Atención al Talento (CEDAT), en México, y fue ahí donde le confirmaron que Adhara es una niña superdotada con un Coeficiente Intelectual de 162, lo que la hace más inteligente que Albert Einstein y Stephen Hawking por dos puntos.

Adhara Pérez terminó la primaria a los cinco años, la secundaria a los seis y cuando cumplió los ocho concluyó el bachillerato, por lo que ahora se encuentra estudiando dos carreras en línea: Ingeniería Industrial en Matemáticas e Ingeniería de Sistemas.

PUEDES VER: Adhara Pérez: “la niña genio” que superó el coeficiente intelectual de Einstein y Hawking

A los tres años Adhara fue diagnosticada con espectro autista, a los cuatro tuvo una convulsión muy fuerte y casi entra en coma. Esta conmoción generó que tuviese problemas de motricidad en sus manos durante un año, pero ella no se rindió, fue a terapia y siguió el ejemplo del profesor Hawking.

“En ese tiempo Adhara se apegó al ejemplo de Stephen Hawking, decía a pesar de tener un discapacidad, eso no le impidió lograr grandes cosas. Siempre lo va a admirar porque le gustan los agujeros negros”, declaró la madre citada por el diario local El Universal.

Expertos sostienen que los padres de los niños genios deben apoyar sus necesidades intelectuales, coordinar actividades con sus profesores y estimular sus intereses, entre otras cosas.

Video Recomendado