El peruano que falleció el mismo día de su cumpleaños en el atentado del 11-S

Aquel día, Iván Luis Carpio Batista pudo comunicarse con un familiar que se encontraba en Nueva York, pero luego se cortó la comunicación y no se volvió a saber de él.

La República
11 M09 2019 | 05:09h

El 11 de setiembre del 2001 (11-S) dos aviones impactaron las Torres Gemelas, en la ciudad de Nueva York, en Estados Unidos, en donde quedaron encerradas varias personas, entre ellas, el peruano Iván Luis Carpio Bautista, quien logró comunicarse con uno de sus familiares minutos antes de morir.

Carpio Batista habló con su tía Rita, quien también vivía en Nueva York, luego que el primer avión de Al Qaeda chocara con la primera torre.

PUEDES VER Vegana sostiene que “los pescadores son asesinos” y que “las gallinas son violadas por los gallos”

“Tía, esto es un infierno, estoy en el piso 72 de la torre norte, el edificio se está incendiando y aguardamos la evacuación”, le dijo a la señora Rita; pero luego de ello, se cortó la comunicación.

El día del ataque a las Torres Gemelas, Carpio Bautista cumplía 24 años de edad. El peruano, ya tenía tres años viviendo en los Estados Unidos y cuando cursaba el tercer año de Derecho en la Universidad San Martín de Porres decidió retornar a Norteamérica para ayudar a su familia, que vivía en el distrito de Lince, en Lima.

Tras la tragedia del 11-S, el cuerpo de Carpio Bautista nunca fue hallado.

Estados Unidos.

Once días después del 11 de setiembre del año 2001, su hermano, Cristian Luis Carpio Bautista, que en ese momento tenía 37 años de edad, se suicidó.

En el año 2002, sus parientes manifestaron que tenían esperanzas de que Iván Luis estuviera vivo.

"Está vivo, lo sé. Quizá perdió la memoria y se encuentra deambulando...", insistía Cristian, pero también murió a la espera de un milagro.

Los peruanos que sobrevivieron en el atentado del 11-S

“El 11 de setiembre del 2001 cambió mi vida. Cuando llegue a la Zona Cero y observé tanta destrucción sentí un dolor profundo en mi corazón, que hasta el día de hoy no existe terapia psicológica que me haga olvidar esos dolorosos momentos”, dijo el bombero de Perth Amboy, quien en su juventud vivió en el distrito limeño de San Martín de Porres.

Ese día, Amboy fue designado a buscar sorevivientes en la Torre Sur de las Torres Gemelas.

Estados Unidos.

“El calor y el humo no permitían un trabajo rápido. En poco tiempo encontramos personas totalmente calcinadas, restos humanos y ropa ensangrentada. Era un escenario dantesco, muy difícil de imaginar, cuyas imágenes felizmente la prensa nunca las publicó”.

Jorge Chávez bajó 74 pisos y se salvó

El día del atentado a las Torres Gemelas, Jorge Chávez tenía tres meses trabajando en el piso 74. En ese momento, sintió un temblor y junto a otras personas, bajaron ordenadamente, hasta llegar al primer piso, a salvo.

Chávez, lo único que quería era comunicarse con algún familiar; fue cuando entró la llamada de su mamá y le dijo que estaba bien, que no se preocupara.


Video recomendado