“Murder, 悲剧, террор”: así informa la prensa internacional sobre la tragedia del Amazonas

En todo el mundo, los medios de comunicación informaron sobre los incendios provocados por la deforestación en el “pulmón del planeta” . Noticia es considerada una catástrofe.

Entre enero y el 21 de agosto se han registrado 75.336 focos de incendio en Brasil. Foto: Difusión.
Entre enero y el 21 de agosto se han registrado 75.336 focos de incendio en Brasil. Foto: Difusión.
La República
22 08 2019 | 20:30h

La prensa del mundo informa con pesar sobre los incendios forestales que devoran la Amazonía.

Diarios ingleses, chinos, rusos y hasta árabes dan cuenta de la tragedia, producida —según los científicos— por el fuerte aumento de la deforestación.

PUEDES VER Bolsonaro, indolente ante desastre en el Amazonas: “Siempre hubo y habrá quemadas”

Este “crimen ambiental”, que se expande en la Amazonía, con especial incidencia en Brasil pero también en Bolivia, se llora en todos los idiomas. “Asesinato, tragedia, terror”, sobran los adjetivos para describir esta catástrofe en la selva.

Foto: Captura.

La Amazonía registra un récord de fuego”, “Se queman los pulmones de la tierra”, tituló News Ming Pao y The Stand News, respectivamente. Ambos, medios de China.

“En los bosques de Brasil, un número récord de incendios”, informó Korrespondent, de Rusia.

Foto: Captura.

Foto: Captura.

“Gran incendio en el Amazonas: la “hipótesis” presidencial enoja a millones”, registró Al Hurra, un medio árabe.

“La destrucción amazónica se acelera durante el gobierno de Bolsonaro”, recogió New York Times.

Foto: Captura.

Por otro lado, las redes sociales hierven por denuncias contra la política ambiental del presidente de Brasil, el ultraderechista Jair Bolsonaro, que sospecha, sin embargo, que muchos incendios pudieron ser provocados por ONGs en “guerra” contra su gobierno.

En la red Twitter, el hashtag #PrayforAmazonas (reza por la Amazonía") fue la primera tendencia mundial buena parte del miércoles y al final del día marcaba 761-000 tuits, muchos críticos de Bolsonaro, un escéptico del calentamiento global, o preocupados por las implicaciones planetarias de de los incendios.

PUEDES VER ONU ordena protección inmediata del Amazonas ante tragedia ambiental

La Amazonía es compartida por Brasil, Bolivia, Colombia, Ecuador, Guyana, Perú, Surinam y Venezuela.

Humo en selva peruana (al menos) se debe incendio forestal en🇧🇷 y las quemas de Bolivia y Brasil que se han multiplicado en forma masiva este año (la+fuerte en ultimos 15años) En imagen área roja columna monóxido carbono x los incendios/quemas Amazonas (14al17 ago) #Fires #Amazon pic.twitter.com/2IHxwdKivv

— El Tiempo +51 (@ClimaPeruMundo) 18 de agosto de 2019

Esos ochos países son miembros de la Organización del Tratado de Cooperación Amazónica (OTCA), organismo intergubernamental fundado en 1995 sobre la base de acuerdos firmados en 1978.

Aunque promociona diversos planes de cooperación y protección del medioambiente, la OTCA ha perdido fuerza con los años y se muestra inoperante ante crisis como las desatadas ahora por los incendios.

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), el planeta puede tener un déficit hídrico del 40 % en 2030 si no cambia el actual modelo de consumo y preservación.

Parte de esa riqueza está en el río Amazonas, declarado en 2011 como una de las “maravillas naturales” del planeta, que es el más caudaloso y largo del mundo, nace en Perú y desemboca en el océano Atlántico tras un recorrido de unos 7.000 kilómetros.

Sin embargo, muchos de los ríos de la región están contaminados. La OTCA calcula que, en los últimos 50 años, sobre el río Amazonas y sus afluentes se han vertido unas 1.300 toneladas de mercurio, usado en la minería ilegal, que Bolsonaro pretende regularizar.

PUEDES VER Incendio en Amazonas: mapas muestran en vivo las zonas afectadas por el desastre forestal

Según cálculos de organizaciones ecologistas, cerca del 20 % de la Amazonía ha sido destruida durante los últimos 50 años por la acción depredadora del hombre, que ha avanzado sobre la selva para expandir fronteras agrícolas o explotar riquezas minerales.

En Brasil, ese proceso se ha acelerado desde la llegada al poder de Bolsonaro, quien está decidido a abrir la Amazonía para empresas privadas en los sectores de minería, agricultura y turismo, entre otros.

Con información de EFE.

Video Recomendado