Australia: una bebé de 20 meses falleció tras ser alimentada bajo una inadecuada dieta vegana

La menor pesaba 11 libras, es decir menos del doble que un niño promedio de su edad.

La República
23 08 2019 | 20:20h

Un fatal desenlace fue el que tuvo una bebé de tan solo 20 meses de edad luego de que sus padres decidieron alimentarla con una inadecuada dieta vegana. Como corresponde a este tipo de alimentación, la menor, junto a sus dos hermanos, vivieron en base a verduras y cereales que le servía esta pareja de padres, originaria de Australia.

PUEDES VER La porrista macabra: mató a su bebé y enterró el cuerpo en el jardín de su casa

Según revela el portal ‘The Sun', los padres confesaron en una corte que la desnutrición provocada por la errónea dieta vegana inhabilitó su capacidad para comer, caminar y hablar. Asimismo, revelaron que nunca le salieron los dientes peses al más de año y medio que tenía.

Un total de 11 libras era lo que pesaba la bebé de esta irresponsable pareja, cifra alarmante si se tiene en cuenta que según la Organización Mundial de la Salud (OMS), un niño a esa edad debería pesar más del doble (26 libras).

En el juzgado, la mujer reveló cual era la dieta que seguía su bebé. El portal internacional refirió que la niña tomaba una taza de avena con leche de arroz y media banana, para el almuerzo su madre le proporcionaba un pan tostado con mermelada y mantequilla de maní y por la noche le ofrecían tofu, arroz o papas.

Además de esta rígida dieta, la madre reveló que la pequeña no había recibido una vacuna ni había asistido al médico pese a su grave condición.

Una persona que estuvo al cuidado de la menor reveló: “Me sorprendió lo lejos que estaba en comparación con otros niños de su edad que había cuidado… Cuidar de ella era cuidar a un bebé muy pequeño. No podía sentarse, no podía pronunciar palabras, no podía alimentarse o sostener la mamila, no podía jugar con juguetes”

PUEDES VER Escondió cámara en el cabello de su hija autista y descubrió los maltratos de su maestra

Se sabe que la acusada decidió llamar a los paramédicos solo cuando su hijo empezó a experimentar ataques convulsivos relacionados con los daños que sufrieron sus órganos por falta de nutrientes.

Médicos a cargo de estudiar el caso señalaron que la menor presentó raquitismo, enfermedad que suele presentarse por falta de vitamina D, calcio o fósforo. En esta, los niños presentan huesos blandos y debilitados.

Se sabe que los otros hijos de la pareja, de seis y cuatro años respectivamente, fueron puestos bajo el cuidado del gobierno; sin embargo, los padres lograron librarse de prisión ya que el juez solo los culpó de “fracaso imprudente para satisfacer las necesidades de la vida”.

Video recomendado