Kurt Marx fue uno de los menores trasladados a Inglaterra. Foto: DW/Kindertranporte-nrw.eu
Kurt Marx fue uno de los menores trasladados a Inglaterra. Foto: DW/Kindertranporte-nrw.eu

Fue salvado del holocausto por sus profesores, hoy cuenta su historia [VIDEO]

Durante la persecución contra los judíos, Kurt Marx fue uno de los 10 000 estudiantes trasladados a Inglaterra. Una misión secreta llevada a cabo por profesores y organizaciones en Alemania.

La República
02 Ago 2019 | 16:36 h

Era una mañana de 1938, faltaban pocos meses para estallar la Segunda Guerra Mundial y el nazismo calaba fuerte en Alemania. Kurt Marx, un alemán de origen judío, llegaba a la Escuela de Gramática Yavneh como de costumbre, pero después de ese día, todo cambiaría para el adolescente de 13 años y para los pasajeros del Kindertransport (transporte de los niños).

“Cuando llegué a la escuela, salía humo del interior. Había conmoción y la maestra estaba fuera de la escuela”, recuerda Kurt Marx, quien hoy tiene 93 años.

“[La maestra] nos dijo: ‘Váyanse, hoy no hay clase’".

PUEDES VER Se reencuentran 75 años después tras vivir una fugaz historia de amor

En ese momento, a Kurt no le preocupaba la situación. Después de todo, el estudiante tendría un día “libre".

Sin embargo, en medio del caos y la presión del gobierno alemán, los profesores de su escuela ultimaban los detalles para el Kindertransport, una serie de viajes que llevarían a 10 000 estudiantes, entre niños y adolescentes, a Inglaterra. Este era el único país que admitía refugiados alemanes en un contexto político cada vez más tenso.

Ese día, partieron de Colonia unas 20 niñas y 20 niños de las clases inferiores de la escuela Yavneh rumbo a Londres. Ese Kindertransport era organizado por el profesor Erich Klibansky.

PUEDES VER Revelan un audio donde Einstein se arrepiente por el desarrollo de la bomba atómica

“Para algunos fue traumático. Había uno o dos muy jóvenes. No estaban junto a sus padres”, dice Kurt Marx.

En realidad, el viaje solo incluía a menores de entre 5 y 17 años, es decir, todos fueron separados de sus padres.

“Ese fue el comienzo de nuestro viaje a Inglaterra", indica.

Los padres de Kurt habían estado gestionando un viaje a Estados Unidos para huir con toda la familia de la persecución nazi. Sin embargo, después de la noche de violencia organizada contra las comunidades judías el 9 de noviembre de 1938, apoyaron la partida inmediata de su hijo en el Kindertransport rumbo Inglaterra, tal vez prediciendo lo que sucedería más adelante: en 1942, ambos fueron asesinados en un campo de prisioneros en Minsk.

PUEDES VER Explota en Alemania bomba ‘dormida’ de la Segunda Guerra Mundial

La decisión de sus padres, iniciativa de organizaciones como la Cruz Roja y la colaboración de los profesores hicieron que, así como Kurt, miles de niños y adolescentes evitaran sufrir el holocausto, que era como una condena de muerte en el corto plazo.

“Y vives con ello. No puedes hacer nada al respecto", lamenta Kurt.

Por otra parte, el sobreviviente de los Marx se muestra desconcertado ante el resurgimiento de la derecha en Europa, y le es inevitable pensar en los tiempos del nazismo y la Segunda Guerra Mundial.

“Recuerdo cuando mis padres, cuando los adultos hablaban de Hitler. Decían que era un loco, que no iba a durar más de cinco minutos. Pero duró, y ya sabemos lo que ocurrió”, apunta Kurt.






Video Recomendado