EN VIVO - Pleno debate proyectos para definir el futuro de los restos de Abimael Guzmán

Crean el primer embrión híbrido entre humano y mono en el mundo

Investigadores tuvieron que viajar hasta China debido a que experimentos como este están prohibidos en muchos países del mundo. El doctor explicó porqué luego tuvo que ‘destruir’ el embrión.

La Republica
El experimento vio células madre humanas inyectadas en un embrión de mono. Foto: Getty Images

En China, un equipo de científicos españoles creó el primer embrión híbrido entre humano y mono con el objetivo de obtener a futuro órganos que puedan ser trasplantados a pacientes que lo necesiten.

El experimento ha sido llamado “quimera" y combina el material genético de ambos seres vivos, según informó el diario El País.

PUEDES VER Japón aprueba experimento para diseñar híbridos humano-animales

Juan Carlos Izpisúa, es el estudioso que lidera el equipo de profesionales de la Universidad Católica de Murcia, en España, y el Instituto Salk, de Estados Unidos.

Foto: Difusión.

Los científicos tuvieron que viajar hasta China a realizar la investigación debido a que las normas en sus países de origen prohíben experimentos de alteración genética con células humanas.

El proceso de la investigación consistió en diseñar los embriones de mono para que no puedan formar determinados órganos y luego se les inyectó células madres humanas.

PUEDES VER China: La curiosa técnica que usan los manifestantes hongkoneses para evitar la tecnología de reconocimiento facial

Las “quimeras” se desarrollaron hasta su semana 14, luego fueron destruidos de acuerdo al consenso internacional de edición genética.

En los últimos días, el gobierno del Japón aprobó la creación de híbridos entre humanos y ratas con fines científicos. El investigador que lleva a cabo el estudio espera que los roedores puedan desarrollar los órganos que establecen.

PUEDES VER ‘Árbol zombie’ se mantiene vivo gracias a superorganismo del bosque

Según dijo el doctor Juan Carlos Izpisúa, el objetivo de este experimento realizado en China es “obtener animales con órganos hechos con células humanas para que, en el futuro, puedan utilizarse en trasplantes, como una suerte de incubadora”.

La investigación puesta en práctica por el doctor Juan Carlos Izpisúa abre el debate ético dentro de la comunidad científica debido al temor que genera no saber qué órganos las células madre humanas produciría el animal.

Foto: Difusión.

Esto debido a que las células madre podrían tomar otra forma al órgano del cual se necesita. Incluso, hay la posibilidad de que se convierta en esperma y la mutación pueda superarse, según algunos científicos.

El doctor Angel Raya, director del Centro de Medicina Regenerativa de Barcelona, ​​le dijo a El País: “¿Qué pasa si las células madre escapan y forman neuronas humanas en el cerebro del animal? ¿Tendría conciencia? ¿Y qué pasa si estas células madre se convierten en esperma? ¿Células?”.

Lazy loaded component

¿Qué son las quimeras?

Según la mitología griegas, las quimeras eran monstruos con vientre de cabra y cola de dragón, capaces de vomitar fuego por las fauces de su cabeza de león, mientras que científicamente son menos grotescas.

“Los resultados son muy prometedores”, asegura Estrella Núñez, colaboradora de El País, bióloga y vicerrectora de investigación de la Universidad Católica de Murcia (UCAM).

Embrión de ratón con células en su corazón. Foto: Atlas.

“Desde la UCAM y el Instituto Salk estamos tratando no ya solo de avanzar y continuar realizando experimentos con células humanas y de roedores y cerdos, sino también con primates no humanos”, explica Izpisúa. “Nuestro país es pionero y líder mundial en estas investigaciones”, celebró.

En el año 2017, el equipo de Juan Carlos Izpisúa realizó el primer experimento del mundo de quimeras entre humanos y cerdos, pero este no resultó con éxito.

PUEDES VER Médicos reconstruyen partes íntimas de adolescente usando piel de pescado

“Las células humanas no agarraron. Vimos que contribuían muy poco al desarrollo del embrión: una célula humana por cada 100.000 de cerdo”, explica el veterinario argentino Pablo Ross, investigador de la Universidad de California en Davis y coautor de aquel experimento.