Foto: Difusión.
Foto: Difusión.

Dio a luz a los cinco meses: su bebé pesa 360 gramos y cabe en la palma de la mano

El recién nacido, que llegó al mundo por una cesárea de urgencia, lucha por su vida en la unidad de cuidados intensivos.

La República
30 Jul 2019 | 21:54 h

Ellonn Smartt esperaba dar a luz en noviembre próximo, pero nada salió como lo había planeado junto a su médico. Alumbró a su pequeño a los cinco meses, pero mantuvo la calma.

“Sabía que si entraba en pánico, el bebé se daría cuenta de eso y se estresaría”, contó al diario TODAY Parents. “No podía permitir que eso sucediera”.

Ellonn Smartt rompió a llorar cuando los médicos del Centro Médico Metodista de Iowa, en Estados Unidos, explicaron la gravedad de la situación.

PUEDES VER Más de 900 niños fueron separados de sus padres por Gobierno de Trump

“Dijeron que había una buena posibilidad de que el bebé no sobreviviera. Ese fue el momento en que me desmoroné. Estaba destrozada", dijo.

Foto: Difusión.

El bebé pesó poco más de 360 gramos (13 onzas) y llegó al mundo a las 23 semanas. Su tamaño era aproximadamente el mismo que la mano de su padre.

Ellonn Smartt y su novio, Jordan Morrow, le dieron la bienvenida al pequeño Jaden el pasado 11 de julio. A Ellonn tuvieron que practicarle una cesárea.

“Sus brazos y dedos se movían y estaba tratando de respirar por sí mismo. Él es nuestro pequeño milagro”, contó la madre.

Foto: Difusión.

El recién nacido ahora lucha por su vida en cuidados intensivos, pero se fortalece cada día.

Según la doctora Krista Haines, neonatóloga del DeVos Children’s Hospital de Estados Unidos, los bebés nacidos a las 23 semanas tienen riesgo de desarrollar enfermedad pulmonar prematura, hemorragias cerebrales, infecciones, fracturas óseas y ceguera.

PUEDES VER Trump apoya que Bolsonaro nombre a su hijo como embajador en EE. UU.

"A largo plazo, sabemos que hay retrasos motores y cognitivos, así como retrasos motores finos", dijo Haines.

Agregó que los bebés muy prematuros tienen un mayor riesgo de desarrollar trastorno del espectro autista y TDAH.

Foto: Difusión.

“También sabemos que a algunos de estos bebés les va muy, muy bien y que pueden funcionar de manera similar a sus compañeros. La intervención temprana es lo más importante. Es absolutamente crucial”, agregó.

Ellonn Smartt está contando los días hasta que su pequeño duerma en su propia cuna. Según le han dicho los doctores, le darán de alta el próximo 6 de noviembre.

"Tengo momentos en los que me pongo triste porque lo quiero en casa conmigo. Pero sigo siendo positiva”.

Video Recomendado