“Tercer país seguro”: nueva traba contra la inmigración

estados unidos. A partir de hoy, los inmigrantes de países centroamericanos que ingresen por la frontera sur tienen que haber solicitado asilo en Canadá.

La República
16 07 2019 | 04:33h

Por: Álex Segura Lozano. EFE

El Gobierno de Donald Trump reforzó este lunes su postura contra la inmigración procedente de Centroamérica al anunciar que impedirá el asilo a los inmigrantes que no lo soliciten antes en un “tercer país seguro”, lo que se suma a la amenaza de redadas masivas para combatir la inmigración ilegal.

Esta maniobra, presentada por el Departamento de Justicia y el de Seguridad Nacional de EEUU, es un nuevo intento de la administración estadounidense de reducir el flujo migratorio en la frontera con México, procedente principalmente de Centroamérica.

PUEDES VER Donald Trump impulsa nueva medida que restringe más el asilo para inmigrantes

“Un extranjero que entre o intente entrar en EEUU, a través de la frontera sur después de no haber solicitado protección en un tercer país fuera de sus países de ciudadanía, nacionalidad o de última residencia legal habitual que hubiese transitado en camino a EEUU, no es apto para asilo”, señaló la nueva orden publicada en el Registro Federal y que entrará en vigor este martes. La legislación nacional permite a los solicitantes de asilo hacerlo al llegar a la frontera sin tener en cuenta su ruta, pero cuenta con una excepción para aquellos que lo hacen a través un tercer país considerado “seguro”.

En la actualidad, sin embargo, el Gobierno solo cuenta con un acuerdo específico al respecto en el que reconoce como “tercer país seguro” a Canadá.

De acuerdo con datos oficiales, en el año fiscal 2018 se concedieron 13.168 protecciones de asilo de las más de 162.000 peticiones presentadas.

PUEDES VER Empezaron las redadas contra ilegales en Estados Unidos

La medida no ha sido bien recibida por los sectores más progresistas, que ven el anuncio como un ataque a los derechos de los inmigrantes, e incluso la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) ha asegurado que tomará medidas legales.

“La Administración de Trump está tratando de revertir de manera unilateral el compromiso legal y moral de nuestro país para proteger a las personas que huyen del peligro. Esta nueva regla es evidentemente ilegal. Vamos a presentar una demanda pronto”, indicó ACLU en su cuenta oficial de Twitter.

Uno de los candidatos demócratas a la presidencia, Julián Castro, criticó con ironía la intención de Trump de “terminar con el asilo y el debido proceso para los migrantes” en Estados Unidos.

PUEDES VER Gobierno de Trump iniciará redadas contra inmigrantes

“(Trump) quiere reemplazar la antorcha en la mano de la Estatua de la Libertad por una mano con el dedo medio levantado. Debe ser derrotado”, escribió Castro en su Twitter.

La tensión sobre la política migratoria de la Casa Blanca se ha incrementado en las últimas fechas después de que Trump advirtiera que su Gobierno iba a iniciar este domingo redadas en 9 ciudades para deportar a “miles” de indocumentados.

Hace unas semanas, Trump alcanzó un acuerdo con el Gobierno del presidente de México, Andrés López Obrador, para que reforzarse su frontera sur con Guatemala y acogiese a solicitantes de asilo en EEUU en proceso de espera.

PUEDES VER Investigan abusos a menor por parte de agente fronterizo de EE.UU.

Trump ofende a congresistas demócratas

- Trump alimentó la polémica generada por los tuits en los que pidió “volver a su país” a cuatro congresistas demócratas latinas o negras y que son ciudadanas estadounidenses, al acusarlas de “racistas” e insistir en que deben “irse del país”.

- En medio de una fuerte controversia que ha generado nuevas acusaciones de racismo y supremacismo blanco contra Trump, el presidente redobló sus críticas a las legisladoras, que llegaron al Congreso este año y se han convertido en voces muy influyentes en el movimiento progresista en Estados Unidos.

Video recomendado