ESTAMOS EN VIVO
Religión y Política - Claro y Directo con Augusto Álvarez Rodrich
“Soy una niña de 10 años, está naciendo mi hermanito, ¿me ayudas?", le dijo la pequeña Harmony a una operadora del 911. Foto: Captura.
“Soy una niña de 10 años, está naciendo mi hermanito, ¿me ayudas?", le dijo la pequeña Harmony a una operadora del 911. Foto: Captura.

Una niña de 10 años ayuda a su mamá a dar a luz mientras operadora le daba indicaciones

“Soy una niña de 10 años, está naciendo mi hermanito, ¿me ayudas?", le dijo la pequeña Harmony a una operadora del 911. Mientras recibía indicaciones por teléfono, ayudó a su mamá a dar a luz. Su historia conmueve al mundo.

La República
30 Jun 2019 | 16:04 h

Jamelah Yoakum comenzó el trabajo de parto cuando estaba en casa junto a sus dos pequeñas, de 4 y 10 años. Aunque la noche anterior había acudido al hospital de Oregon, en Estados Unidos, los doctores la regresaron porque aún no presentaba contracciones.

Pero el parto es un bomba de tiempo y complicaciones repentinas y esa mañana empezó con los primeros dolores.

PUEDES VER El momento en el que rescatan con vida a bebé abandonada dentro de bolsa de plástico [VIDEO]

Jamelah Yoakum atinó a ducharse y preparar a sus niñas para ir al hospital. También llamó a su esposo, quien salió temprano del trabajo y cruzó la ciudad en medio del tráfico de esta parte de Estados Unidos. El bebé, sin embargo, tenía otros planes.

Jamelah Yoakum comenzó el trabajo de parto cuando estaba en casa junto a sus dos pequeñas, de 4 y 10 años. Foto: Captura.

“Sucedió tan rápido que, literalmente, no tuve tiempo de estar nerviosa, asustada, nada”, contó la pequeña Harmony a la cadena de TV KOIN. Ella llamó al 911 —“Soy una niña de 10 años, está naciendo mi hermanito, ¿me ayudas?"— y ayudó a que su hermanito llegue al mundo con las indicaciones que le daba la operadora Virginia Krakowiak.

“Debía ayudarla a empujar y literalmente, después de eso, mi cuerpo comenzó a presionar”, dijo Harmony, de diez años. “Seguí respirando y escuchando lo que decían, me ayudó mucho”.

Congratulations to Virginia who helped deliver a baby over the phone this morning! Her calm voice and pre-arrival instructions helped mom deliver a beautiful baby boy. We will be submitting this for a Stork award with APCO! pic.twitter.com/DvhFqiQZJq

— Portland 911 (@911BOEC) 22 de junio de 2019

En cuestión de minutos, el bebé —a quien han llamado Jah’Liam— dio su primer llanto. Pesaba más de 3 kilos. Poco después, los paramédicos llegaron a la casa.

“Debía ayudarla a empujar y literalmente, después de eso, mi cuerpo comenzó a presionar”, dijo Harmony, de diez años. Foto: Captura.

PUEDES VER Banco de leche del hospital San Bartolomé recolecta 250 litros de leche materna al año

Jamelah Yoakum pudo conocer Virginia, la operadora que guió a su niña, y a los enfermeros y bomberos, que organizaron una visita sorpresa. Fue un momento emotivo.

“Gracias, muchachos, por hablar con mis hijas y asegurarme de que tuvieran a alguien aquí, realmente lo aprecio más de lo que pueden imaginar", les dijo.

“Lo hizo muy bien, era súper fuerte y seguiste las instrucciones a la perfección”, le dijo la operadora de emergencias a la pequeña ‘heroína’, quien sonreía junto a sus hermanos Amiyah y Jah’Liam.

“La mayoría de nuestras llamadas son los peores momentos en la vida de las personas, pero tener este momento es un cambio agradable”,comentó el bombero Jared Pargas.

En cuestión de minutos, el bebé —a quien han llamado Jah’Liam— dio su primer llanto. Pesaba más de 3 kilos. Poco después, los paramédicos llegaron a la casa. Foto: Captura.

Jamelah Yoakum pudo conocer Virginia, la operadora que guió a su niña, y a los enfermeros y bomberos, que organizaron una visita sorpresa.


Video Recomendado