Destruyen el cuadro de una 'virgen' que se tocaba sus partes íntimas [FOTO]

La República
2019 M05 14 | 22:00 h

La obra 'Con flores a María', de Charo Corrales, apareció con una raja que abarca casi todo el lienzo. Personalidades y organizaciones feministas de España señalaron que se trata de un ataque a la libertad de expresión.

Polémica en España. La Diputación de Córdoba retiró la obra 'Con flores a María', elaborada por la artista Charo Corrales, donde una ‘virgen’ aparecía tocándose su vagina.

El cuadro fue criticado por líderes políticos del Partido Popular, Ciudadanos y Vox al entender que era una "ofensa" a los sentimientos religiosos ya que representa a una virgen con una mano en su sexo.

PUEDES VER Al menos 80 personas quedaron atrapadas tras incendiarse un edificio en España 

En un comunicado, la delegada de Igualdad de la institución provincial, Ana María Guijarro, condenó “rotundamente el ataque perpetrado" contra la obra e informó que "la investigación sigue en curso para la identificación del individuo sobre el que se emprenderán las acciones legales que sean necesarias".

Guijarro consideró que se trata de un "atentado muy grave contra la libertad de expresión, un ataque intolerante que viene acompañado de premeditación".

La delegada ha recordado que la exposición Maculadas sin remedio, en la que se enmarca la obra denunciada, dañada y retirada, ya ha sido exhibida en varias galerías andaluzas, "una de ellas perteneciente al Ayuntamiento de Sevilla,  España, sin que se produjera ningún incidente o agresión".

ESPAÑA Foto: Twitter. 

La obra apareció con una raja que abarca casi todo el lienzo. Los autores del ataque permanecían en el anonimato al cierre de esta edición, pero la sala dispone de circuito cerrado de televisión, según fuentes del caso.

El ministro de Cultura de España, José Guirao, calificó de actitud “intolerante, beligerante e impresentable” y condenó “el atentado”, que considera “un error”.

Por su parte, la autora Charo Corrales aseguró que “no es la Inmaculada tocándose”, sino que es ella misma.

“El cuadro es un fotomontaje con una foto mía y una tela azul que me cubre. Solo reivindico la sexualidad femenina y para nada hemos querido ofender a la religión católica, sino visibilizar a las mujeres artistas en una revisión sobre los estereotipos de la sociedad patriarcal”, aclaró.

Vía Twitter, personalidades y organizaciones feministas de España señalaron que era un embate a la libertad de expresión.