"¿Por qué vienen?": Sacerdote recriminó vestimenta de mujeres y niñas en iglesias

Marianhe Araque
10 May. 2019 | 18:11h

En las declaraciones del sacerdote copto ortodoxo Daoud Lamei en Egipto instó a las mujeres cristianas a taparse la cabeza y el cuerpo.

Un sacerdote copto ortodoxo recriminó a las mujeres el uso de "vestimenta indecente" en las iglesias, una reprimenda que desató una polémica en Egipto, donde vive la minoría cristiana más importante de Oriente Medio. 

"Por una parte las fiestas de Pascua nos alegran pero por otra nos entristece que las mujeres y niñas vengan a la iglesia con ropa indecente", declaró ante los fieles el padre Daoud Lamei, de un suburbio acomodado de El Cairo.

PUEDES VER Papa Francisco firmó orden para que religiosos denuncien abusos sexuales inmediatamente

"¿Por qué vienen?", se preguntó el padre Daoud Lamei en este discurso difundido en las redes sociales y en el que instó a las cristianas a taparse la cabeza y el cuerpo.

En su sermón con motivo de la Pascua ortodoxa de finales de abril, el cura añadió que los hombres, padres o madres que dejen a sus mujeres o hijas acudir a la iglesia de esta manera "deberán rendir cuentas a Dios".

El padre Lamei no respondió a las peticiones de entrevista de la AFP.

"Tápense" 

Sandra Awad, una estudiante universitaria de 22 años, se siente apenada por las declaraciones del sacerdote Daoud Lamei

"Condena a las mujeres en vez de explicar el código de vestimenta y la actitud adecuada en la iglesia en general, para todo el mundo", declara a la AFP.

Otros fieles de esta comunidad discreta y conservadora aprueban en cambio las palabras del cura. 

"El padre Daud habló con mucho respeto de la ropa de la gente para que despierten y veneren a la iglesia en la que entran", comenta un internauta en las redes sociales. 

- "Salafismo cristiano" - 

Mucho activistas coptos acusan al gobierno de Egipto, e incluso al clero, de hacer la vista gorda ante los ataques anticristianos. Estiman que no se reprimen suficientemente las agresiones a la comunidad. 

Entre ellos figura Ishak Ibrahim, investigador de la Iniciativa Egipto para los Derechos Personales (EIPR), quien tacha de "salafismo cristiano" al conservadurismo de algunos sacerdotes coptos. El salafismo es una tradición rigorista del islam sunita.

"En un momento en el que la educación religiosa está en crisis, el clero liga la piedad al pudor" para eludir el problema de fondo, estima. Una retórica que tiende a "justificar el acoso sexual" contra las mujeres.

La abogada copta de 28 años Marianne Sedhom coincide con él. "Las mujeres en la iglesia deben expresarse más -dice- contra las ideas retrógradas y machistas".