Niño de 4 años muere tras atragantarse con un globo mientras jugaba

Jose Senepo
h

Se distrajeron y luego vieron cómo su bebé se asfixiaba. Lo llevaron al hospital de Girona, en España, pero no pudieron salvarlo por esta razón.

En España, un bebé de 4 años perdió la vida trágicamente luego de que se atragantara con un globo mientras jugaba con sus hermanos en su vivienda ubicada en la ciudad de Girona, al norte del país. 

Según informó el diario El País, los hechos ocurrieron la noche del último viernes 12 de abril.

En un momento en el que había perdido el cuidado de sus padres, el bebé se atragantó con el globo que jugaba y comenzó a asfixiarse. Eso provocó la desesperación de sus progenitores quienes de inmediato lo llevaron hasta un centro médico en Girona

PUEDES VER Escocia: desesperada madre huye al ver a su hijo que había sido atacado por un perro

El menor de 4 años fue trasladado aún con vida hasta el Hospital de Olot, en Girona, España. Los médicos intentaron salvarle la vida al buscar diferentes formas para sacarle el globo.

Al ver que no conseguían retirarle el pedazo de plástico que interfería en sus vías respiratorias, los médicos del Hospital de Olot, en Girona, decidieron practicarle una traqueotomía, la misma consiste en abrirle la tráquea al bebé para que pudiera respirar.

Sin embargo, los esfuerzos fueron en vano, los médicos de España no pudieron salvar al bebé de la muerte, pues sus vías respiratorias estaban obstruidas por el globo

La noche del viernes 12 de abril se registró la muerte del bebé en la ciudad de Girona al promediar las 11 de la noche.

PUEDES VER Mató a hijo recién nacido y obligó a su hermano a deshacerse del cuerpo

Según la Asociación de Pediatría en España, un 65 % de los casos en que los niños pierden la vida por obstrucción de las vías respiratorias ocurren en menores de 3 años. 

Además agregan que el otro 80 % corresponde a asfixia con frutos secos. Sin embargo, en los niños más grandes se da por atragantarse con objetos de plástico. 

La organización de España advirtió que los globos son peligrosos, tanto inflados como sin inflar.