El Brasil de Bolsonaro dividido por golpe del 64

Redaccionlr
31 Mar 2019 | 21:00 h

Democracia. Manifestantes gritaron ¡Dictadura nunca más! y criticaron a Bolsonaro que pidió las “celebraciones debidas” en los cuarteles por el aniversario 55 del golpe de estado.

France Press

Cientos de manifestantes coreando “dictadura nunca más” salieron a las calles en algunas ciudades de Brasil este domingo en el 55º aniversario del golpe que inauguró más de dos décadas de gobiernos militares, fecha que el presidente ultraderechista Jair Bolsonaro pidió “conmemorar” en los cuarteles.

Las protestas fueron convocadas en Brasilia, y por la tarde en Río de Janeiro y Sao Paulo en rechazo a la solicitud de Bolsonaro, un defensor del golpe militar de 1964 que derrocó al presidente Joao Goulart.

PUEDES VER Brasil: jueza prohíbe a Bolsonaro conmemorar los 55 años del golpe militar 

En Brasilia, cerca de mil manifestantes acusaron a Bolsonaro, un excapitán del ejército de 64 años que incorporó a varios militares en su gabinete y nunca ha ocultado su admiración por los exdictadores de Brasil, de ser un “militante” y exigieron su salida. En Río de Janeiro, unas 2.000 personas se manifestaron en Cinelandia, mientras en Sao Paulo algunos cientos de manifestantes se juntaron en el parque Ibirapuera, la mayoría allegados de las víctimas del régimen. “No es una fecha que debe conmemorarse. Es un día de duelo, de violencia, esa brutalidad”, dijo María Fátima, profesora jubilada de 65 años.

Las protestas tienen lugar un día después que una corte de apelaciones anuló la decisión de otro tribunal de prohibir las reivindicaciones del golpe que instauró una dictadura de 21 años. Bolsonaro siguió los eventos desde Israel, donde realiza una visita oficial. Desde que el lunes el portavoz presidencial, Otávio Régo Barros, afirmó que el presidente pidió que el aniversario del golpe sea conmemorado con “las celebraciones debidas” en los cuarteles, los llamamientos a manifestarse se han multiplicado.

PUEDES VER “Es una lista de deseos”: legisladora cuestiona plan de Ministro de Educación de Brasil 

Conmemorar, rememorar

Ante la controversia, Bolsonaro matizó sus propósitos y dijo que los actos en los cuarteles no serían para “conmemorar, sino para rememorar” este episodio. En 1985 se retornó a los gobiernos democráticos.

Un trecho del orden del día leído en un acto castrense en Brasilia destaca: “Las Fuerzas Armadas participan de la historia de nuestra gente, siempre alineadas con sus legítimas aspiraciones. El 31 de marzo de 1964 fue un episodio simbólico de esa identificación”. Un regimiento de Sao Paulo celebró el jueves afirmando que en 1964 las Fuerzas Armadas respondieron al “clamor” popular para frenar una “escalada hacia el totalitarismo”. Según un informe de la Comisión Nacional de la Verdad (CNV) –la versión oficial del Estado brasileño sobre el período– publicado en 2014, los “años de plomo” dejaron al menos 434 muertos y desaparecidos, número de víctimas menor al de otros países como Chile (3.200) o Argentina (30.000).

La cifra no incluye a víctimas de milicias contratadas para reprimir conflictos agrarios ni matanzas de indígenas.Documentos estadounidenses desclasificados revelaron que la eliminación de disidentes se decidía en el palacio presidencial. 

Elogios a la dictadura

- En Brasil, muchos aún consideran que la dictadura fue un período de prosperidad en el que prevaleció el orden, a pesar de la represión.

- Bolsonaro es el primer presidente de Brasil desde el regreso a la democracia en 1985 en exaltar públicamente el régimen militar. Antes se refirió a la dictadura como una época “gloriosa” en la historia de Brasil. En 2008 dijo que “el error de la dictadura fue torturar y no matar”.

Video Recomendado

Lazy loaded component