EE. UU.: autorizan US$1000 millones para financiar muro fronterizo con México

La Republica
Irene Ignacio

El Pentágono de Estados Unidos autorizó una millonaria cantidad para la construcción del ‘muro de Trump’ que se construirá en la frontera con México.

Estados Unidos apuesta por el ‘muro de Trump’. Aunque el congreso norteamericano todavía se mantiene el debate sobre la construcción de la muralla de concreto, las instituciones parecen alineadas a los objetivos de la Casa Blanca. Este lunes, el jefe interino del Pentágono, Patrick Shanahan, anunció que se desbloquearán unos US$1000 millones de dólares para ese fin.

El anuncio fue realizado luego de que el departamento de Seguridad Interior solicitara al Pentágono que construyera con fondos propios una cerca de 5,5 metros de algo y unos 92 kilómetros de largo, en la frontera con México, con el objetivo de apoyar el ‘muro de Trump’.

PUEDES VER Trump firma primer veto para financiar el muro con México

El comunicado oficial del Pentágono de Estados Unidos señala que Patrick Shanahan “autorizó al Comandante del Cuerpo de Ingenieros del Ejército a comenzar a proyectar y ejecutar hasta 1000 millones de dólares en apoyo al Departamento de Seguridad Interior, la Aduana y la Patrulla Fronteriza”, de acuerdo a la alemana DW.

El gasto desembolsado por el Pentágono ha sido justificado por la ley federal, que autoriza al Departamento de Defensa de Estados Unidos “a construir rutas y barreras e instalar iluminación para impedir”, entre otras cosas, “el tráfico de drogas transfronterizo”.

De esta manera, Defensa respalda el planteamiento de Donald Trump, quien sostiene que las fronteras abiertas con México representan un peligro para la población de Estados Unidos.

Al no conseguir la aprobación del Legislativo de Estados Unidos para la construcción del muro en la frontera con México, el presidente Donald Trump empezó a principios de año una enérgica campaña. El procedimiento de “urgencia nacional” que inició en la quincena de febrero, le permite a la Casa Blanca operar y gestionar la construcción sin necesidad de consultarlo con otros poderes.