El supremacismo blanco es tan peligroso como el ISIS

Redaccionlr
h
Terror en nueva zelanda

Peligro. Ataque en Christchurch muestra que, aunque atacantes son lobos solitarios, el extremismo se extiende en la Internet.

La masacre contra musulmanes perpetrada en Nueva Zelanda demuestra el aumento en el mundo del nacionalismo blanco que predica un ideal "Europeo" imaginario, rechaza la inmigración y comparte amenazas en internet. Carece de liderazgo, está fragmentado, y para llamar la atención depende de atacantes de tipo lobo solitario como el australiano que atacó en Christchurch, y que explicó que pretendía "aplastar la inmigración" y vengar los atentados llevados a cabo en Europa.

Pero los expertos advierten que se trata de un movimiento cohesivo, unido por internet y se extiende por Europa hasta Rusia, tiene gran número de seguidores en EEUU. Éstos dicen que representa una amenaza tan grande como el extremismo islámico, y más en Estados Unidos. "El nacionalismo blanco y el extremismo de derecha es la amenaza extremista más destacada que enfrenta EEUU hoy en día, y de hecho es un fenómeno mundial", dijo Brian Levin, del Centro para el Estudio del Odio Extremista de la U. de California. "Esta gente tiene miedo al cambio demográfico. Usan el término genocidio blanco".

PUEDES VER: Trump firma primer veto para financiar el muro con México

El nacionalismo blanco tiene sus raíces en conceptos propuestos hace décadas por fascistas y neonazis europeos y estadounidenses. Los nacionalistas blancos se han envalentonado aún más por el aumento de políticos que apoyan la línea dura con la inmigración, desde Le Pen, en Francia, hasta el presidente ruso. Y ocurre en EEUU, donde Trump llegó con un discurso antiinmigración, y pareció legitimar la marcha de supremacistas blancos en Charlottesville. "Ven en él una oportunidad increíble para extender su influencia", dijo Bjork-James.

Usan la web

- Internet, con sitios como GAB y Stormfront, ayudan a la comunidad para nacionalistas blancos, dice Bjork-James. "Stormfront es centro de coordinación global para el nacionalismo blanco".