Miles de protestantes vuelven a las calles de Nicaragua para exigir la renuncia de Daniel Ortega

Estefany Lujan
16 M09 2018 | 12:17h

La protesta "Rescatando la patria" convocó a miles de ciudadanos de Nicaragua, quienes exigieron la pronta salida del presidente Daniel Ortega.

 

Masiva protesta en Nicaragua. A pesar de la presencia de cientos de agentes antimotines que buscaron impedir el paso a los manifestantes, la protesta "Rescatando la patria" reunió a miles de opositores al gobierno de Daniel Ortega en las calles de Managua este domingo.

La indignación ciudadana exigía la salida del presidente Daniel Ortega y la liberación de presos políticos que afirman ser "torturados" en el marco de la represión de protestas que dejan más de 320 muertos desde abril. 

PUEDES VER: OEA aprueba nueva resolución a Nicaragua y piden reanudación de diálogo

"Estamos demandando que se vaya Daniel Ortega por tantos muertos, opresión y porque queremos un país libre", dijo a la AFP Pedro, un protestante de 65 años durante la marcha que abarcó varios kilómetros del noreste y este de Managua.

Al grito de "Justicia” y "Libertad para nuestros presos políticos”, los opositores avanzaron a lo largo de la Carretera Norte vigilados de cerca por decenas de patrullas con policías armados, así como por seguidores de Daniel Ortega.

Los manifestantes expresaron su rechazo al gobierno de Daniel Ortega a través de cánticos y  ataviados con máscaras y trajes folklóricos a la vez que ondeaban banderas de Nicaragua.

La marcha fue de tal magnitud que lograron colapsar el tránsito en la única vía de acceso a la capital desde todas las provincias del norte, centro y Caribe del país. "Ortega criminal se acerca tu final", "El que no brinque es sapo" y "Sobaco peludo te vas con el trompudo", fueron algunas de las consignas coreadas por la multitud, en alusión al mandatario y a su esposa y vicepresidenta, Rosario Murillo.

La marcha concluyó pacíficamente en la rotonda Cristo Rey, en la zona central de Managua. Según el portal oficialista 19 Digital, la caravana de vehículos oficialista que acompañó a los opositores era parte del "pueblo sandinista" que pedía "una vez más justicia y reparación para las víctimas del terrorismo y porque quieren una Nicaragua en paz y tranquilidad".